El juez pide la digitalización del caso Nevada por su excesivo volumen

  • Del Arco ha remitido un oficio a la Junta para que las actuaciones, que ocupan ya cinco tomos principales y 11 de documentación, se pasen a soporte informático

Las actuaciones del caso Nevada tienen ya un "extraordinario volumen". Ocupan 16 tomos (cinco piezas principales, que sobrepasan los 2.785 folios, y once piezas de documentación). Por ello, el juez que investiga las presuntas irregularidades en la tramitación del polémico centro comercial de Armilla, Miguel Ángel del Arco, ha solicitado la digitalización del procedimiento.

Lo ha hecho a través de una providencia, fechada el pasado 28 de enero, en la que acuerda mandar un oficio a la Consejería de Justicia y Administración Pública de la Junta de Andalucía, a través de la Delegación provincial, reclamando que "se proceda, de ser posible, a articular los mecanismos necesarios para la digitalización de las actuaciones".

La finalidad de la petición formulada por Del Arco, que es el titular del Juzgado de Instrucción número 6 de la capital, es que el traslado y conocimiento de la voluminosa causa "se pueda realizar con la simple lectura del soporte informático precisado". En definitiva, hacer que todo sea más fácil para las partes. No hay que olvidar que en este procedimiento hay once personas imputadas, así como varias acusaciones (el Ministerio Fiscal, el Partido Popular y dos grupos de vecinos de Armilla que se han personado como perjudicados).

El caso se encuentra aún en la fase de preparación del juicio oral, en la que las partes deben realizar sus escritos provisionales de acusación y defensa, por lo que es previsible "que la magnitud del mismo continúe aumentando de manera muy considerable".

Del Arco recuerda además que, en caso de apertura de juicio oral, se deberá efectuar traslado de las actuaciones a cada una de las representaciones procesales, "y dado el número de partes personadas en la causa, el simple hecho de fotocopiar todas las actuaciones supondría un extraordinario e ingente esfuerzo no sólo para el juzgado, sino incluso para las propias representaciones de los procesados".

Junto a ello, recuerda que el 30 de octubre del año pasado, el Pleno del Ayuntamiento de Armilla aprobó interesar "de los magistrados la emisión de resoluciones judiciales que en cada caso correspondan en el menor plazo de tiempo posible".

El magistrado ya solicitó en su día también la digitalización del caso Alhambra, la causa abierta por presunto fraude en la venta de entradas y control de acceso al recinto nazarí que, al igual que el procedimiento del Centro Comercial Nevada, ocupa ya miles de folios.

Otra de las circunstancias por las que el instructor ve necesario llevar a soporte informático el caso Nevada es la reciente personación de los dos grupos de vecinos de Armilla que se consideran perjudicados por el desarrollo presuntamente ilegal del centro comercial. Señala, en este sentido, que para que las representaciones procesales de carácter privado que hasta ahora vienen actuando en la causa tengan conocimiento de las actuaciones, tienen que fotocopiarlas, "lo cual desde todo punto de vista es inasequible, no sólo por el espacio que ocuparían dichas actuaciones, sino por el esfuerzo económico que supone".

El caso Nevada se inició en 2007, a raíz de la denuncia que formuló la Fiscalía contra el promotor del Nevada, Tomás Olivo, así como contra el ex alcalde de Armilla y su ex concejal de Urbanismo, José Antonio Morales Cara y Gabriel Cañavate, tras poner en su conocimiento el PP presuntas irregularidades en la tramitación del centro.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios