El 15M intentará frenar hoy el desalojo de la Casa del Aire

  • Uno de los dos vecinos que aún resisten tiene que salir hoy

Algo más de 40 manifestantes se concentraron ayer frente a las puertas de la Gerencia de Urbanismo en apoyo de Clara Martínez, una de las dos vecinas que aún resisten en la Casa del Aire y que hoy será desahuciada por finalización de contrato. Mientras que Miguel Prieto, el último superviviente seguiría en el bloque por tener un contrato de alquiler indefinido.

A Clara le expiró el contrato hace un año y medio y ha estado luchando por seguir en su casa. El Juzgado de Primera Instancia dictó una sentencia de desahucio para ella en junio del 2010 y, según dijo ayer a los medios, la inmobiliaria no quería renovarle el contrato. "He estado recurriendo a la Audiencia Provincial pero el problema es que judicialmente no tengo un argumento" explicó. Clara Martínez lleva viviendo en la Casa del Aire 22 años pagando una renta mensual de 166,44 euros. Según explicó, hace 7 que llegó la inmobiliaria y no ha tenido otro objetivo más que "acosarme para que me fuera de mi casa, derribar la casa y echar a todos los vecinos del bloque". Este 'acoso inmobiliario' por parte de Edivara, ahora llamado Desarrollos Urbanísticos, ha estado "favoreciendo el deterioro del edificio negándose a rehabilitarla" explicó Clara, y añadió que "declaró la casa en ruinas intentando que urbanismo le dieran licencia para que la derribaran".

Ya hubo un desalojo en el edificio a finales de enero del 2010 donde la policía, según narró Clara, "nos trató a los 6 vecinos como si fuéramos terroristas o algo así. Abrieron la puerta con cerrajero, usaron mortero, destrozaron puertas del siglo XVII y dejaron todas las viviendas al aire. Ahora están todas están bloqueadas y no tenemos luz en la escalera". Según concluyó Clara, "entraron justificando que eran catas para ver como estaba el inmueble".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios