El juzgado de Huéscar investiga varias facturas "falsas" en Castril

  • El actual alcalde denuncia a Juan Mar por supuesta prevaricación, malversación de fondos públicos y falsedad documental

El Juzgado de Instrucción de Huéscar ha abierto diligencias de investigación tras recibir una denuncia del alcalde Castril, Miguel Pérez Jiménez, contra su predecesor, Juan José López Ródenas -conocido como Juan Mar- por la presunta comisión de los delitos de prevaricación, falsedad en documento público y malversación de caudales públicos.

En el escrito de denuncia, al que ha tenido acceso este periódico, Pérez Jiménez asegura que para acogerse al plan de pago a proveedores, el Consistorio castrileño revisó la facturas que tenía pendientes de pago, proceso en el que se comprobó "inicialmente la existencia de irregularidades de algunas facturas" que, alega el demandante, "podrían tener una importante repercusión en el cómputo total de la deuda a la que ha de hacer frente el municipio, pudiendo existir falsedades en las mismas o incluso posibles actuaciones fraudulentas". Se refiere el escrito, por ejemplo, a la "duplicidad de facturas por servicios no realizados y la indebida generación de intereses financieros como consecuencia de la fraudulenta presentación de las mismas".

La denuncia relata un caso en concreto, el de un proveedor autónomo que emitió una factura por valor de 30.856 en concepto de "horas de retro, limpieza de camino, horas de motoniveladora, limpieza de caminos". Según la información proporcionada por el Consistorio, este autónomo facturó "una cantidad de horas irreales, llegando a facturar al día más de 24 horas, con lo que difícilmente puede corresponder las horas de tarbajo facturadas con el trabajo real realizado". Según la denuncia, el interés de este proveedor al presentar estas facturas -asumidas y aceptadas por la secretaria interventora del Ayuntamiento y el anterior regidor- "era aumentar las horas de trabajo y la cantidad a solicitar con cargo a la subvención por la situación de emergencia" que se generó tras unas inundaciones. "La subvención solicitada -argumenta la denuncia- fue aceptada y abonada al Ayuntamiento, sin que dichas cantidades fuera destinadas al pago de las facturas originadas" de los arreglos de los daños causados por el temporal.

De hecho, asegura la denuncia, este autónomo en concreto "ha procedido a presentar nuevamente facturas al municipio en las que se duplican las facturas por los trabajos ya realizados, ya abonados". Al comprobar otras facturas del mismo proveedor, se comprobó que "hay días en las que el autónomo había trabajado hasta 37 horas sin parar con la misma máquina".

La presentación de facturas "cuenta con el visto bueno" del anterior alcalde, que certificó ante la secretaria que los trabajos facturados "habían sido efectivamente realizados sin ser ello cierto".

Además, en la denuncia el alcalde actual asegura que se está llevando a cabo una auditoría externa por parte del Ayuntamiento para deteminar la posible existencia de otras "irregularidades económico administrativas con posible trascendencia penal", en cuyo caso se informaría al juzgado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios