La lluvia es mucho más débil de lo esperado, pero se mantiene la alerta

  • Las predicciones, que hablaban de hasta cien litros en algunos puntos, fallaron por completo

Las predicciones meteorológicas no se cumplieron. El Instituto Nacional de Meteorología había previsto para la jornada de ayer precipitaciones de hasta cien litros por metro cuadrado en la provincia, especialmente en puntos como la Alpujarra y Sierra Nevada. También se hablaba de fuertes lluvias en la costa y, en general, de una situación no muy agradable para quien tuviera que andar por la calle, pero sí para empezar a la delicada situación de sequía.

Pero nada de eso ocurrió. La jornada se desarrolló en medio de una leve llovizna que pocos efectos positivos tuvo, aparte de regar macetas y lavar coches. Según confirmaron fuentes del servicio de emergencia 061, que controló la situación en la provincia cada dos horas, no se produjo ninguna incidencia, sobre todo porque la cantidad de agua fue casi inapreciable. La alerta naranja, no obstante, se mantiene para hoy y mañana.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios