Una mujer intenta agredir a sus vecinos con dos cuchillos

  • Los agentes que la detuvieron sufrieron heridas de arma blanca al reducirla

Comentarios 1

Agentes del Cuerpo Nacional de Policía han detenido a una mujer de 49 años acusada de amenazar con dos cuchillos a sus vecinos y de causar daños en las puertas de sus viviendas, además de lesionar a los agentes que trataron de reducirla una vez llegaron al lugar de los hechos.

Fue un particular el que dio aviso a la Sala Operativa del 091 de que una mujer estaba amenazando a sus vecinos con dos cuchillos, portando uno en cada mano, por lo que una dotación policial se dirigió inmediatamente al lugar del que procedía la llamada de alerta.

Una vez allí, los agentes de la Policía Nacional "confirmaron que esta persona padecía algún tipo de trastorno psíquico". A la llegada de los policías al bloque donde se estaban produciendo las amenazas con las armas blancas, la sospechosa se había refugiado en su domicilio, cerrando la puerta. Eso sí, los agentes pudieron escuchar que, desde el interior de la vivienda, procedían grandes voces y ruido de fractura de cristales que supusieron que estaba causando la mujer, por lo que los agentes le pidieron que abriera la puerta de la vivienda.

Cuando accedió a hacerlo, la mujer aún portaba en las manos los dos cuchillos. Enarbolándoloso, llegó a amenazar con ellos a los agentes con el fin de poder volver a cerrar la puerta y evitar que la desarmaran, según informó ayer en un comunicado el Cuerpo Nacional de Policía.

Ante la negativa de la mujer a abrir la puerta y la imposibilidad de echarla abajo, los agentes tuvieron que requirieron la presencia del Cuerpo de Bomberos de la capital para que procedieran a derribarla, ya que temían, no sólo por la integridad física de los vecinos, sino también por la de la propia mujer, el estar con sus facultades mentales alteradas.

Una vez los bomberos procedieron a forzar la puerta de la vivienda, dos agentes el Cuerpo Nacional de Policía se internaron en la misma e intentaron desarmar a la mujer, aunque resultaron lesionados antes de conseguirlo y tuvieron que recibir asistencia sanitaria por las heridas de arma blanca.

Por su parte, la detenida fue trasladada a un centro hospitalario de la capital y quedó ingresada, aunque su pronóstico no ha trascendido.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios