La prisión onubense pide el traslado a Granada de Miguel Montes

  • El abogado del preso más antiguo de España cree que "no es lo más conveniente" después de más de un mes en huelga de hambre.

Comentarios 1

Félix Ángel Martín, letrado de Miguel Montes Neiro, considerado el preso más antiguo de España, que lleva más de 30 días en huelga de hambre como medida de presión para reclamar su puesta en libertad, ha asegurado que la cárcel de Huelva, donde se encuentra actualmente Montes, ha pedido su traslado a la prisión de Granada, un traslado que, a su juicio, "no es lo más conveniente".

El abogado ha asegurado que estos traslados "tiene una duración de siete u ocho horas en un furgón", por lo que no será beneficioso para su salud, indicando además que, aunque lo hayan anunciado ahora, será efectivo en dos o tres semanas, "y no sabemos el estado de salud que tendrá Miguel en esas fechas".

El abogado de Miguel Montes Neiro, preso que este martes fue trasladado al módulo de enfermería del centro penitenciario de Huelva al objeto de realizar un mejor control médico después de más de 30 días en huelga de hambre, ha asegurado que no entiende este traslado, ya que supondrá que "todo el trabajo realizado no servirá para nada, ni los informes de prisión para el indulto ni las aplicaciones para la prisión preventiva".

Así, Martín, quien se ha mostrado "sorprendido" tras esta petición, ha insistido en que los traslados de los presos son "horrorosos por las condiciones y su duración", a lo que ha añadido que el centro penitenciario de Huelva "ha pedido el traslado para quitárselo del medio y sea la prisión de Granada la que encargue de otorgarle el tercer grado", una concesión a la que ha calificado de "difícil".

Por su parte, fuentes de Instituciones Penitenciarias han precisado que el estado de salud de Montes Neiro es bueno, según los análisis médicos que se le realizan al recluso periódicamente. No obstante, se ha decidido que ingrese en el módulo de enfermería para, de esta forma, tener un control diario de su evolución. 

El recluso, que padece en una enfermedad crónica por una hepatitis C, ha perdido en este tiempo alrededor de doce kilogramos de peso. Sin embargo, Instituciones Penitenciarias ha subrayado que la salud de Montes no es grave y que no cumple los requisitos para obtener el tercer grado. 

Encarnación Montes, hermana del preso, que mantuvo el pasado miércoles una reunión con los portavoces de todos los grupos en el Congreso de los Diputados, a quienes reclamó apoyo para solicitar el indulto parcial, ha asegurado que su hermano "puede morir en el trayecto del traslado porque está muy débil".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios