La oportunidad de ser maestro

  • Unas 4.500 personas se presentaron ayer a la prueba escrita del examen de oposición que permite acceder a un puesto fijo en la enseñanza · La parte oral tendrá lugar a partir del próximo lunes

Mientras la mayoría de los ciudadanos se relajaban en un espléndido día que invitaba a disfrutar de la playa, de la celebración del Granada o de la manifestación del 19J, otros se enfrentaban a un examen que decidiría su futuro. Unas 4.500 personas realizaron ayer la primera parte de la prueba de la oposición para obtener una de las 3.796 plazas convocadas por la Consejería de Educación para maestros de Infantil y Primaria. Desde primera hora de la mañana los aspirantes daban un último repaso al temario que llevan preparando durante todo el año de cara a un examen con el que podrán conseguir un puesto de trabajo fijo como maestro.

El Campus Universitario de Fuentenueva acogió durante la mañana los 40 tribunales donde se examinaron los candidatos a un puesto fijo en el sistema educativo andaluz. Los aspirantes optan a 1.236 plazas en la especialidad de Educación Infantil, 1.163 plazas en Educación Primaria, 456 en Pedagogía Terapéutica, 386 en Educación Física, 241 en Inglés, 196 en Música y 118 en Audición y Lenguaje, según la Central Sindical Independiente y de Funcionarios en enseñanza (CSI-F).

Este examen es la primera parte de la fase no eliminatoria de oposición, donde durante dos horas los aspirantes desarrollaron por escrito uno de los 25 temas que entraban para demostrar los conocimientos sobre la correspondiente especialidad. La segunda parte comenzará el próximo lunes, aunque en el resto de Andalucía es el viernes. La festividad del Corpus el día 23 y el puente festivo ha hecho que los opositores granadinos cuenten con unos días más de margen. En la siguiente prueba, los candidatos presentarán un programa didáctico y una exposición oral de una unidad, aunque no tendrán que realizar esta prueba las personas que ya poseen el informe, es decir, aquellos que se encuentren en activo como interinos. Las pruebas que se realizan durante esta fase de oposición supondrán un 60% de la nota final. Para su realización, los tribunales se comprometen a citar a los opositores con al menos 48 horas de antelación.

Según el modelo de oposiciones actual, la prueba oral puede ser sustituida por un informe si el aspirante "se encuentra en activo como personal funcionario interino en el cuerpo de maestros" o bien si "ocupa un puesto de forma ininterrumpida al menos desde el 4 de octubre de 2010 en centros públicos educativos". Mención para los interinos, con una ventaja clara para regularizar su situación laboral.

Los aspirantes que consigan una de las plazas se incorporarán el próximo curso 2011/2012 como funcionarios en prácticas. Las personas que no lo logren, pero aprueben, entrarán a formar parte de una bolsa de sustituciones de la especialidad en la que se hayan presentado. Quienes logren superar ambas partes entrarán en la fase de concurso, con un total de 10 puntos, donde el personal interino que forme parte de las bolsas de trabajo y posea experiencia docente podrá obtener hasta 7 de los puntos. También podrán alcanzarse un máximo de 4 puntos por formación académica y certificación de cursos y otros 2 puntos por otros méritos. Esta fase de concurso supone un 40% de la nota final de los examinados.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios