Detenido por la doctrina Parot

La prisión de Albolote medita aislar al violador de Vall d'Hebrón del resto de presos

  • Según el director, Naúm Álvarez, el comportamiento del recluso ha sido "bueno" desde su ingreso, aunque es probable que sea trasladado hasta alguna prisión de Cataluña.

Comentarios 1

José Rodríguez Salvador, conocido como 'el violador de la Vall d'Hebron', continúa en el departamento de ingreso del Centro Penitenciario de Albolote (Granada), donde ha pasado la noche tras ser arrestado ayer en el extrarradio de la ciudad granadina.

En la próximas horas le visitarán varios facultativos para estudiar su situación y designarle el módulo que ocupará hasta su posible traslado. Mientras tanto, el director del centro penitenciario, Naúm Álvarez medita, "debido a la alarma social", creada en torno a este caso, tomar "algunas medidas de protección" para el preso, como situarlo en un módulo "aislado o más retirado del resto".

Así lo indicó el director de la cárcel de Albolote, quien explicó que hasta el momento no se ha reclamado su traslado a otro centro penitenciario por parte de la Dirección General de Instituciones Penitenciarias ni de ningún otro organismo competente en el asunto.

Álvarez, que informó de que el comportamiento del convicto al ingresar de nuevo en prisión "fue bueno", explicó que por el momento no hay nada decidido y añadió que la propuesta de traslado también puede ser formulada desde la propia cárcel de Albolote, lo que aún no se ha producido ya que cuentan con poca información sobre el caso.

No obstante, consideró "probable" que se solicite su traslado a un centro de la comunidad catalana "en cualquier momento", ya que la "dependencia judicial que lleva su causa no está en Granada".

Por el momento, José Rodríguez Salvador continúa en el departamento de ingreso del centro y recibirá en las próximas horas y de acuerdo al protocolo de actuación la visita de un psicólogo, un médico, un educador y un asistente social que elaborarán un informe sobre su caso, tras lo que se le designará un módulo dentro de la cárcel.

Por su parte, el abogado del convicto, José Ángel Plaza, confirmó que aún no se sabe si se producirá su traslado y que puede que no se haga, pues su cliente puede alegar vínculos familiares para que le ingresen en la cárcel granadina, si bien, por norma general, los condenados en Catalunya deben cumplir su pena en esta comunidad.

Plaza criticó la filtración a los medios de comunicación de la orden de reingreso de su cliente, emitida ayer por el Tribunal Supremo (TS), y que aún no le ha sido notificada.

Por ello, ha presentado un "escrito durísimo" ante el Tribunal Supremo en el que denuncia la filtración a los medios de comunicación antes de notificar su resolución a las partes, porque tanto él como la Fiscalía Superior de Catalunya se enteraron de la orden de reingreso por los medios de comunicación.

Únicamente ha recibido una "escueta nota" de la Audiencia de Barcelona en la que le comunicaban que, en base a la decisión del Supremo, Rodríguez Salvador iba a ser detenido para que cumpla los cuatro años en los que le fue rebajada la condena por buen comportamiento, tal como preveía el Código Penal de 1973 por el que fue juzgado.

El convicto fue puesto en libertad en septiembre de 2007, pese a presentar un alto riesgo de reincidencia, según los terapeutas, y tras cumplir 16 de los 311 años de prisión a los que fue condenado en 1994 por 16 agresiones sexuales cometidas entre el verano de 1990 y la primavera de 1991.

Por eso, la Fiscalía presentó un recurso de casación en contra de su excarcelación, solicitando la aplicación de la 'doctrina Parot', que supone aplicar las redenciones de condena sobre la totalidad de pena impuesta, y no sobre el máximo de 30 años de permanencia en prisión.

El letrado añadió que Rodríguez Salvador, con el que habló por teléfono en el momento de su detención, trabajaba y "estaba totalmente integrado". Pese a los informes penitenciarios que alertaban de que no se había rehabilitado, su cliente no ha reincidido en el año que ha estado en libertad, señaló.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios