A prisión por amenazar de muerte a su esposa y quemar la vivienda familiar

  • Los hijos de la pareja han declarado que una discusión motivó que su padre prendiera fuego al sofá. La mujer lo ha denunciado por "múltiples vejaciones y malos tratos psicológicos".

La Policía Nacional ha detenido a un hombre acusado de amenazar de muerte a su esposa en varios ocasiones y de prender fuego a la vivienda donde convivía con ella y sus hijos en la zona Norte de Granada capital, aunque afortunadamente no estaban dentro cuando se produjeron los hechos.                                                                          

El hombre, que ya ha ingresado en prisión por un delito de malos tratos en el ámbito familiar, fue detenido a raíz de que el 091 recibiera varias llamadas alertando de un incendio en un chalet que, según la versión de los vecinos, había sido provocado por su propietario, al que habían visto merodear por los alrededores cuando se iniciaron las llamas, según informa en un comunicado el Cuerpo Nacional de Policía.

Hasta el lugar de los hechos se desplazaron efectivos del Cuerpo de Bomberos y la Policía Nacional. Estos últimos se percataron de que en el interior de un coche se encontraban los tres hijos del autor del incendio, los cuales manifestaron a los agentes que sus padres habían mantenido una discusión a raíz de la cual su madre se había marchado de la casa. 

Según declararon a los agentes, momentos más tarde su padre les ordenó que cogieran todos los efectos personales que les hicieran falta y a los perros y salieran de la casa. No obstante, antes de hacerlo pudieron ver cómo su padre prendió fuego al sofá.

Ante estos hechos, los agentes detuvieron al padre y le trasladaron junto a sus tres hijos a dependencias policiales, donde posteriormente se pudo localizar a la madre de los muchachos para que se hiciera cargo de ellos. 

La mujer declaró a los agentes que quería denunciar a su esposo "por las múltiples vejaciones y malos tratos psicológicos y amenazas que estaba sufriendo durante hace unos años". Así lo hizo, al tiempo que solicitó una orden de protección respecto de su marido porque "la convivencia estaba siendo insostenible". 

Finalmente, el detenido pasó a disposición del Juzgado en funciones de Guardia, el cual ordenó su ingreso en prisión por un delito de malos tratos en el ámbito familiar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios