La publicidad sexista generó 22 denuncias en Granada en 2007

  • Es la cuarta provincia andaluza en número de quejas, que en términos generales aumentan en un 13 por ciento frente a 2006

Granada fue la cuarta provincia andaluza, detrás de Cádiz, Sevilla y Málaga, en la que más quejas se presentaron contra anuncios que, a juicio de los denunciantes, no respetaron el principio de igualdad entre hombres y mujeres.

Así consta en el informe anual del observatorio andaluz de la publicidad no sexista correspondiente a 2007, que detalla que el número de denuncias creció en un 13 por ciento respecto al ejercicio anterior y que la publicidad de juegos y juguetes fue la que más denuncias recibió, desbancando de esa clasificación a los productos de aseo y cuidado personal. De Granada procedió el 6,5 por ciento del total de las denuncias, lo que significa 22.

El informe, presentado ayer por la coordinadora en Granada del Instituto Andaluz de la Mujer, Carmen Solera, refleja que en 2007 se presentaron 341 quejas en toda Andalucía, 39 más que el año anterior. Dos de cada tres protestas partieron de mujeres, mientras que los hombres hicieron el 13 por ciento del total. El resto fueron quejas con remitente no determinado.

Entre las denuncias presentadas por hombres llama la atención el hecho de que 15 de ellas no se debieron a que se sintieran lesionados por la publicidad, sino porque entendieron que ésta era lesiva hacia las mujeres. En cuanto al perfil medio del denunciante, destacan datos como que tiene entre 25 y 45 años y, en en el 41,8 por ciento de los casos, estudios universitarios.

Pese al aumento de las denuncias, Carmen Solera tampoco pintó un panorama demasiado negativo. Valoró, por ejemplo, el hecho de que a consecuencia de las quejas se estableció contacto con 127 empresas y que prácticamente una de cada cuatro accedió a modificar o hasta a suprimir su campaña publicitaria porque entendió que no era adecuada.

Los juegos y juguetes acapararon el 16,42 por ciento de las quejas, seguidos del sector de medios de comunicación, el de alimentación y limpieza del hogar, el de aseo y el de moda y servicios. La empresa más denunciada fue Mattel España, que fabrica la muñeca Barbie.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios