El nuevo recorrido 'dispara' la previsión de 12 millones de usuarios

El tiempo transcurrido desde que la Consejería de Obras Públicas realizó los primeros estudios sobre la línea 1 del Metro de Granada -corría el mandato 1999-2003- también ha pasado para los cálculos realizados sobre el volumen de viajeros potenciales del nuevo medio de transporte. Tan es así que ya, sin contar la modificación que supondrá el nuevo trazado por la capital acordado el jueves entre el Ayuntamiento y el Gobierno autonómico, los doce millones de usuarios previstos al año han quedado ya obsoletos, según reconocieron ayer fuentes de la Junta. Si a eso se suma que el recién acordado itinerario acercará el transporte metropolitano al centro de la ciudad, con una mayor densidad de población, y que tendrá paradas en las inmediaciones de la zona de hospitales y la futura ciudad de la justicia el número de pasajeros no tendrá nada que ver con las estimaciones iniciales. Las cifras se dispararán, según fuentes cercanas a la elaboración del proyecto.

Las estimaciones apuntaban que la población atendida (residentes a menos de 500 metros) será de 110.000 personas, un dato que se multiplicará notablemente.

Y, en estos datos, también tendrán mucho que decir los universitarios. No hay que olvidar que el acercamiento del Metro a la actual estación de ferrocarril y futura del AVE para garantizar el intercambiador de pasajeros ha incorporado el campus de Fuentenueva al itinerario del metropolitano.

Pero, además, el incremento del número de paradas, que pasan de 24 a 26, permitirá una mejora en el servicio, que también incidirá en una mayor utilización por parte de los ciudadanos del nuevo medio de transporte.

Será una de las consecuencias del nuevo itinerario, pero no la única. El parque de viviendas en alquiler de la capital también sufrirá el paso del Metro por los paseos universitarios. Aunque aún no existen estudios, "se conocerán con el proyecto constructivo", precisaron fuentes de la Junta, las mayores facilidades que introducirá el Metro para la movilidad entre los pueblos del Cinturón abrirá a los universitarios la posibilidad de residir en el extrarradio de la capital, con pisos a priori más económicos que los de la capital.

No pasó inadvertido ayer el abaratamiento de los costes que implicará el abandono del soterramiento en el Camino de Ronda en favor de un itinerario en superficie que, aunque con mayor recorrido, pasa de 800 metros a 1.918, rebajará los costes en 30 millones de euros, según estipuló grosso modo el alcalde de la ciudad, José Torres Hurtado, durante la presentación del acuerdo institucional. El presupuesto del proyecto se elevará a 70 millones de euros.

Ahora, tras superar las discrepancias que el Ayuntamiento de la capital y la Consejería de Obras Públicas han mantenido durante los últimos años en torno a este tramo, los técnicos abordarán la redacción del proyecto constructivo. Según las previsiones aportadas por la delegada del Gobierno autonómico en Granada, Teresa Jiménez, se prolongarán durante medio año. Será entonces cuando se proceda a la licitación y adjudicación de las obras. En total, el comienzo de los trabajos en este tramo de la línea 1 del Metro se perfila para finales del próximo año.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios