La subida del IVA amenaza a las pymes con provocar un nuevo 'efecto 2000'

  • Un estudio de la UGR advierte de que el software que utilizan las empresas podría dejar de funcionar bien a partir del 1 de julio

Comentarios 1

Son pocos los empresarios que cuando piensan en la inminente subida del IVA -prevista para el próximo 1 de julio- no se echan a temblar. Sus temores, completamente fundados, tienen que ver con la facturación, con los resultados y con las pérdidas o beneficios de finales de año. Sin embargo, hay motivos más prosaicos para tenerle miedo a la subida del IVA. Un grupo de investigadores de la ETS de Ingeniería Informática y Telecomunicaciones de la Universidad de Granada (UGR) advierten de que el software que utiliza la mayoría de las pequeñas y medianas empresas de España para gestionar la contabilidad no soportará bien el cambio del tipo de gravamen. Así que la subida del impuesto podría provocar, según los investigadores, problemas similares a los que ocasionó en su momento el 'efecto 2000'. Es decir, que los programas informáticos que utilizan las pymes españolas podrían dejar correctamente a partir del 1 de julio, día en el que se hará efectiva la subida.

"La mayoría de los empresarios -entre los que también están incluidos los autónomos- no se ha preocupado por sus programas de gestión y facturación, e ignoran que la subida del IVA, que provocará una subida general en los precios, también puede ocasionar un gran problema similar al que generó el famoso efecto 2000 en las aplicaciones de software", indican los investigadores, que recuerdan que a menos que se remedie, todos los programas que utilizan las pymes seguirán facturando en el antiguo porcentaje de IVA.

Evidentemente, los empresarios todavía están a tiempo para prevenir y evitar que sus ordenadores se vuelvan locos. "Deben realizar las actualizaciones o modificaciones necesarias para adaptar su software de modo que las cuentas y la facturación realizadas con su programa de contabilidad utilicen el nuevo valor del IVA. Esto es especialmente necesario ya que muchos programas de contabilidad hechos a medida se suelen quedar sin soporte informático o no han pagado las correspondientes licencias de mantenimiento", indican los investigadores de la ETS de Ingeniería Informática y de Telecomunicaciones.

Eso sí, es una labor vedada a los usuarios medios. Una aplicación informática como la que utilizan las empresas para la gestión y facturación se realiza escribiendo en un lenguaje que interpreta el ordenador para realizar sus cálculos. De ahí que, excepto casos aislados, la actualización tenga que ser llevada a cabo por profesionales, que son los únicos capaces de "garantizar la correcta modificación y adaptación del software informático para obtener un resultado fiable y de calidad", indica el profesor Alberto Guillén, miembro de este grupo de investigación, que apunta que "también puede haber situaciones donde ese código no esté disponible porque no haya sido proporcionado por el desarrollador del software". En esos casos, la situación se complica todavía más y obliga a realizar un complejo proceso de ingeniería inversa "para poder descifrar los entresijos del programa".

Los investigadores de la UGR, en colaboración con la empresa Red del Sur, han puesto en marcha la página web www.tuiva.es para facilitar el proceso de adaptación a las pymes españolas. Por sólo 99 euros, los expertos realizan un estudio del software y las modificaciones necesarias.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios