GRANADA CF | OSASUNA

En crisis, pero vivo

  • El Osasuna llega a Granada en una situación para el entrenador similar a la de Oltra hace unas semanas

David Rodríguez, delantero del Osasuna, frente al Sevilla Atlético. David Rodríguez, delantero del Osasuna, frente al Sevilla Atlético.

David Rodríguez, delantero del Osasuna, frente al Sevilla Atlético. / ANTONIO PIZARRO / D. S.

En una situación parecida o incluso mejor tuvo que dejar su puesto como entrenador del Granada CF José Luis Oltra. Hoy se miden frente a frente las dos principales plantillas que están llamadas a lograr el ascenso de categoría a final de temporada. A pesar de ello, ni los locales ni su rival, el Club Atlético Osasuna, han cumplido las expectativas en las 33 jornadas de campeonato que han transcurrido hasta la fecha. La entidad pamplonica comenzó bien la campaña y fue líder, pero se ha ido desinflando con el paso de las jornadas y Diego Martínez, ex entrenador de Imperio de Albolote y Motril entre otros equipos, ve como su puesto se tambalea cuando se acerca el final de la liga regular. El Osasuna se encuentra sumergido en una crisis de resultados que han tenido como principal consecuencia su salida de los puestos que dan derecho a jugar la fase de ascenso. El rival del Granada llegará hoy a Los Cármenes con la obligación de vencer a un rival directo. Los rojillos ocupan actualmente la novena posición a solo dos puntos del sexto clasificado, el Real Zaragoza. Lo mejor para el equipo de Diego Martínez es que también está a dos puntos de distancia de los locales, por lo que un triunfo en la ciudad de la Alhambra le permitiría volver a play offs además de trasladarse la crisis al club rojiblanco.

FUERA DE SITIO

No ha llegado en ningún momento de la temporada el Osasuna a encontrarse a gusto dentro de la competición. Los altibajos en el rendimiento de los jugadores y los irregulares resultados han desembocado en que los rojillos estén fuera del objetivo que perseguían desde el mes de agosto. La novena posición y los últimos resultados han provocado un clima de intranquilidad en Pamplona. El Osasuna ha logrado solo 4 de los últimos 12 puntos en juego, ya que venció al Barcelona B en el Mini Estadi, pero empató ante el Albacete también fuera de casa y perdió en El Sadar ante Zaragoza y Tenerife.

PROBLEMAS ARRIBA

El Osasuna ha encajado solo 27 goles en 33 partidos, una cifra que le permitiría estar mucho más arriba en la clasificación si no fuera por los pobres bagajes que registra el equipo de Diego Martínez en ataque. El rojillo es el segundo equipo que menos goles encaja de la Liga 1|2|3, pero también es el que menos tantos celebra de los once primeros clasificados. 35 goles en 33 encuentros y con una dependencia sobre cuatro jugadores. Entre Fran Mérida, Xisco, David Rodríguez y Quique llevan 24 de esos 35 goles. Si los visitantes logran más producción ofensiva pero mantienen su solidez defensiva podrán luchar por el objetivo deseado desde el club.

CLÁSICO

Diego Martínez empezó la temporada formando a sus jugadores sobre el terreno de juego con un 4-2-3-1 o con un 4-3-3, que son los sistemas que más veces ha utilizado el técnico a lo largo de su carrera. Con el paso de las jornadas cambió el dibujo a un clásico 4-4-2 en busca de obtener más presencia en ataque, dónde radica el principal fallo del equipo rojillo.

CLAVES

Sergio Herrera está totalmente consolidado en la portería del Osasuna. El guardameta encuentra un socio perfecto en Clerc y Lillo, que son los dos laterales del equipo. En la medular son fundamentales tanto Fran Mérida, que le da sentido y aporta ese toque diferencial al ataque del equipo, como Lucas Torró, que aporta equilibrio al esquema de juego. En ataque tanto Xisco como David Rodríguez son los que cuentan con más renombre, aunque Quique ha contado con más minutos a pesar de tener menos capacidad goleadora.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios