GRANADA CF

De entrada, descartes

  • Miguel Ángel Portugal cuenta con toda la plantilla a su disposición al no haber lesionados ni sancionados, algo que no le pasó a Pedro Morilla

La recuperación de Raúl Baena (a la derecha de Víctor Díaz y Chico Flores) ha vaciado la enfermería de la primera plantilla. La recuperación de Raúl Baena (a la derecha de Víctor Díaz y Chico Flores) ha vaciado la enfermería de la primera plantilla.

La recuperación de Raúl Baena (a la derecha de Víctor Díaz y Chico Flores) ha vaciado la enfermería de la primera plantilla. / CARLOS GIL

Salvo que en el entrenamiento de hoy y el de mañana alguien se lesione, que puede suceder perfectamente, Miguel Ángel Portugal se estrenará como técnico del Granada teniendo que hacer descartes para la convocatoria. Ante el Rayo Vallecano, la primera final para no descolgarse de forma casi definitiva de la posibilidad del ascenso, tendrá a su disposición a toda la plantilla. La recuperación de Raúl Baena era la última pieza por encajar del puzzle rojiblanco. El preparador burgalés podrá componer su primer once con todos a su disposición.

Esto fue algo que no tuvo la suerte de disfrutar su antecesor, Pedro Morilla, al que además le faltó durante buena parte de su periplo como entrenador de la primera plantilla la figura rutilante del equipo, Darwin Machis. En todos los encuentros que tuvo que dirigir el sevillano siempre tuvo ausencias, algunas más importantes que otras. Recién sancionado el venezolano, en el debut ante el Numancia tampoco contó con Adrián Ramos, lesionado para cuatro partidos más, ni Víctor Díaz, el jugador más usado por Oltra. Por si hubiera sido poco, tampoco estuvieron aquel día Manaj y Peña, citados con sus selecciones. Curiosamente, en el partido en el que peor lo tenía, Morilla consiguió su único triunfo. El anterior técnico prácticamente tuvo a todos a su mando en la semana de la Cultural, pero Baena no consiguió recuperarse de sus problemas musculares.

Y es que contar con todos los jugadores sanos y 'limpios' no ha sido habitual en el Granada CF esta temporada. Dos meses han pasado desde la última vez que el conjunto rojiblanco no afrontaba un partido sin las cortapisas de una lesión o una sanción. El resultado tampoco da esperanzas porque precisamente fue la segunda derrota de la temporada en casa, cosechada frente al Gimnàstic al perder por 0-1.

En global, de 37 partidos jugados en Liga hasta la fecha, sólo en cuatro el entrenador de turno, en este caso José Luis Oltra, ha podido elegir entre todos sus efectivos disponibles. De hecho, no fue hasta casi el final de la primera vuelta, con la visita del Sporting de Gijón a Los Cármenes, cuando el valenciano pudo contar con todos sus hombres.

El balance del Granada CF en un partido sin bajas tampoco dice mucho. Aquel choque frente a los asturianos se saldó con una victoria por 2-1, más ajustada en el marcador que lo que fue el duelo en sí. El siguiente duelo con el equipo sin ausencias fue uno de los peores de la temporada, la derrota en el Mini Estadi ante el Barcelona B por 3-0. Repitió una semana más tarde Oltra con todo el plantel a su disposición, pero esta vez con victoria por 2-1 frente al Tenerife en un encuentro complicadísimo.

Unidos estos marcadores al del Nàstic, Portugal no puede estar confiado de nada si cuenta con todos, ya que el balance de dos victorias y dos derrotas está salpicado de mal juego, salvo en el choque ante el Sporting de la primera vuelta. Eso sí, si el burgalés ha sido capaz de enchufar mentalmente al equipo, tener a todos los jugadores a su disposición será un plus. Si logra que su discurso no se caiga cuando ofrezca los descartes, eso que habrá ganado el Granada.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios