LORCA | GRANADA CF

Una lenta agonía

  • A falta de diez jornadas, el cuadro murciano tiene prácticamente los dos pies en Segunda División B

Fabri. Fabri.

Fabri. / archivo

Restan diez jornadas para la conclusión del campeonato y el Lorca tiene prácticamente los dos pies puestos en Segunda División B. El rival del Granada CF está a 17 puntos de la salvación cuando solo quedan 30 en juego. El descenso parece inevitable, algo lógico cuando sumas 3 puntos de los últimos 48 en juego. Unas cifras que han colocado al Lorca en la penúltima posición de la Liga 123, empatado con el colista Sevilla Atlético. Los hoy locales han cosechado tres empates en las últimas 16 jornadas ante FC Barcelona B, Cádiz y Sporting. Un bagaje que solo puede acabar con un desenlace dramático. El último triunfo del cuadro murciano fue en noviembre 0-2 en casa del Nástic, pero a partir de ahí la interminable dinámica negativa acabó con el puesto de Curro Torres al frente de la plantilla. En su lugar llegó Fabri González, pero el héroe de los últimos ascensos del Granada CF no ha conseguido cambiar ni un ápice la situación de un club que parece abocado a caer al pozo de la tercera categoría del balompié nacional. Hoy ante el Granada CF el Lorca intentará darle una alegría a una afición que lleva cinco meses sin tener una noticia positiva. Además, un triunfo le permitiría soñar con el milagro de la permanencia. O alargar la agonía del descenso.

once países

La situación del Lorca seguro que es cercana para los aficionados del Granada CF. El rival de los rojiblancos hoy cuenta con once nacionalidades distintas entre sus jugadores, una cifra a la que se llegó tras incorporar en el mercado invernal a futbolistas de ocho países diferentes. Un panorama que se parece al que los nazaríes vivieron la temporada pasada en Primera División. Un vestuario con tantas culturas diferentes no parece el panorama más ideal para arreglar una situación tan negativa como la que vive el Lorca desde el pasado mes de noviembre. En invierno llegaron jugadores como Villalibre, Fede Vega, Gomelt o Bown, que no han logrado cambiar la dinámica del equipo.

sin once tipo

Fabri González lo ha intentado de todas las maneras. Cambios de sistema y jugadores para intentar dar con una tecla que no ha encontrado. El entrenador gallego rozó la victoria ante el FC Barcelona B hace dos semanas, por lo que hoy podría repetir la misma fórmula. Una defensa de cinco jugadores, un centro del campo de cuatro y un solo punta arriba. Ante los azulgranas un tanto de Cucurella en el minuto 75 le impidió sumar los tres puntos, aunque la semana pasada ante el Tenerife cayó 2-0 en el Heliodoro Rodríguez.

el timón

Javi Muñoz es el timón sobre el que se mueve el Lorca. El centrocampista es el máximo goleador de su equipo con cuatro dianas y por él pasan la mayor parte de los ataques de su equipo. Antes de llegar a él se encuentra Dorronsoro en portería. La defensa es la formada por Holgersson, Fran Cruz, Peña, Pina y Pomares. Además de Muñoz, en la medular se sitúan Nando, Noguera y Tropi, mientras que arriba el puesto es para Dani Ojeda o Apeh, ambos con tres goles.

fragilidad

En un último intento por mejorar las prestaciones defensivas de su equipo Fabri organizó una defensa de cinco para intentar que su equipo elimine el dudoso honor de ser el segundo que más goles encaja de la liga. 53 goles en 33 jornadas son una cifras impermisibles para un club que lucha por no descender.

sin estabilidad

El problema del Lorca no es solo deportivo, sino también institucional. El empresario chino Xu Genbao se hizo cargo del club en medio de una gran polémica. David Vidal, que fue el entrenador que logró el ascenso a la Liga 123, vio como Curro Torres llegó en su lugar para luchar desde el banquillo en una categoría que se había ganado disfrutar él. El camino empezó turbio y va a acabar teñido de negro.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios