granada cfduelos directos

El último asidero

  • El Granada, que ha rendido bien ante los conjuntos de cabeza, entra en la fase del calendario con más duelos directos

  • El equipo debe hacer bueno el mito y mirar lo que hagan los demás

Comentarios 2

El Granada ha estado rodeado de mitos durante toda la temporada, algunos muy reales. El principal, que fuera perdía lo que ganaba en casa. Algo que no se ha solucionado todavía. Otro fue que Los Cármenes era un fortín hasta que lo profanó el Gimnàstic de Tarragona aún con Oltra en el banquillo. Desde ese momento se han caído muchos preceptos del equipo. La dominación en casa ha desaparecido con dos empates seguidos (Osasuna y Cultural). El equipo favorito al ascenso también, con la mayor distancia con el play off desde la jornada 6. Quedan dos mitos en pie, y solo uno de ellos permite mantener un hilo de esperanza, tanto al equipo como a los aficionados: el buen rendimiento del Granada contra los equipos de la zona alta.

Los rojiblancos son, junto al Cádiz y al Valladolid, los que más encuentros contra rivales directos (los once primeros) tienen en las seis jornadas que quedan. Todos ellos tienen cuatro enfrentamientos. Sporting, Numancia, Zaragoza, Oviedo, Osasuna y Tenerife tres (la mitad), mientras que quienes mejor calendario tienen son el líder Rayo y el tercero Huesca, con solo dos duelos directos. De todos estos equipos, solo el Granada CF no tiene perdido ninguno de los goal averages contra los once primeros. Primer dato para la esperanza. Eso sí, todavía faltan esos cuatro partidos a vida o muerte, primero ante el Huesca fuera y el segundo ante el Rayo en casa. Visitará a un Almería que se le está jugando por abajo y a un Lorca ya descendido antes de cerrar frente al Sporting en la penúltima fecha y Cádiz en el cierre liguero.

A diferencia del resto de equipos, todos los rivales del Granada tendrán algo en juego

Visto el rendimiento del equipo desde que Morilla está al frente, unido al varapalo del domingo ante la 'Cultu', se antoja impensable que el Granada salga victorioso en la mayoría de esos duelos. Pero tampoco llegaba en buen momento en la primera vuelta, y salvo en Vallecas y Cádiz, convenció ante el Huesca y el Sporting. Tampoco eran los mismos momentos.

¿Se puede ver favorecido el Granada con que los de arriba se quiten puntos? Ciertamente lo tiene complicado porque el orden de los partidos no invita al optimismo. Mientras los granadinos van a medirse a rivales que tendrán algo en juego cuando lleguen sus cruces, en los demás no es tan así.

El Rayo Vallecano tiene la papeleta de medirse esta semana a un Tenerife que quemará su último cartucho por alcanzar la sexta posición, y en el fin de semana posterior visitará Granada, a quien puede darle la puntilla, y más si los de Morilla no ganan en Huesca. A los rayistas les quedaría el Córdoba en Vallecas, que se estará jugando la salvación, y cerrarán ante Alcorcón, Lugo y Nàstic, que seguramente estén ya salvados.

El Sporting tiene dos de sus tres duelos directos a domicilio (Zaragoza y Tenerife, aunque este a tres jornadas del final) y el otro será en casa ante el Granada. Que se deje puntos dependerá de si los canarios tienen chances reales de jugar la promoción en la jornada 40.

Si el Huesca se deja puntos será ante rivales de la zona media-baja. Tras recibir al Granada esta semana jugará en Córdoba, recibirá al Alcorcón, y luego ante Lugo y Nàstic podría beneficiarse de que estén ya salvados. Cerrará ante el Oviedo en un duelo que seguramente tenga algo en juego para los carbayones.

El Cádiz tiene un calendario con truco. Dos de cuatro salidas son ante rivales directos, pero dos de ellos pueden estar ya eliminados de cualquier lucha, ya que en la penúltima fecha recibe al Tenerife y en la última viene a Granada, que si no espabila, puede llegar sin nada en juego a este duelo.

El que mejor lo tiene es el Numancia. Tiene tres duelos directos y todos en casa. Empieza con dos seguidos ante el Oviedo y el Valladolid, que de no ganarle este fin de semana al Cádiz casi que ni será rival directo. A tres del final recibirá al Osasuna, que también podría haber dicho adiós a la posibilidad de subir. Encima tendrá fuera a Lorca y Sevilla Atlético, que estarán ya en Segunda B. Si les va bien, podrían estar ya clasificados para el play off cuando reciban a la Cultural.

El Granada tendrá que mirar, aparte de sus duelos directos, los encuentros de sus dos antecesores en la tabla, Zaragoza y Oviedo. Los aragoneses tienen, como rivales más duros, a Sporting en casa y Cádiz fuera, además en las próximas jornadas, y en las tres últimas jugarán dos seguidos en casa frente a Albacete y Valladolid, que quizás no tengan objetivos por los que pelear. Los asturianos tienen dos duelos directos y fuera casa (Numancia y Osasuna). Por ahí podría tener el Granada opciones de recortar puntos, siempre que los de Morilla hagan lo que tienen que hacer. Además, que en la última jornada haya en Tartiere un Oviedo-Huesca será beneficioso si alguno está en el alambre. El resto de sus encuentros incluyen a Lorca y Sevilla B.

Si el Granada tiene que mantener intacto ese mito de que rinde ante los 'gallitos' de la categoría, el momento es ahora. Cuatro duelos directos mas lo que hay entre los que le anteceden dejan entreabierta la puerta del milagro. Del último milagro. Si no, un año más en Segunda.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios