Asesinan a un policía griego que vigilaba a un testigo de un caso de terrorismo

  • Los primeros indicios apuntan a bandas de extrema izquierda como autores del atentado

Varios desconocidos asesinaron ayer en Atenas a un policía griego que vigilaba a una testigo que había llevado a la detención de miembros de la organización terrorista urbana griega Lucha Revolucionaria Popular (ELA).

El atentado ocurrió cuando el agente Nektarios Savas se encontraba en el interior de su vehículo y fue sorprendido por tres personas que le tirotearon a corta distancia, recibiendo al menos doce balazos.

La testigo es la ex mujer de Angeletos Kanas, ex alcalde de una isla griega que fue acusado y condenado a cárcel por participación en el grupo terrorista ELA.

Algunos de los veinticuatro casquillos recogidos en el lugar del atentado pertenecen a un arma usada por la organización terrorista Secta de Revolucionarios, informaron las fuerzas de seguridad griegas.

Esta organización envió un comunicado tras el atentado en el que afirmó que "la vida de cada policía vale tanto como una bala", aunque no se atribuyó abiertamente la muerte del agente.

Secta de Revolucionarios y Lucha Revolucionaria son vistos por los expertos en la materia como una nueva generación de bandas terroristas de extrema izquierda.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios