EEUU reconoce su fracaso en lograr otra moratoria israelí

  • Washington comunica a los palestinos que Israel continuará su política de construir colonias en los territorios ocupados

Comentarios 3

Estados Unidos informó el jueves a los dirigentes palestinos del fracaso de sus esfuerzos por obtener por parte de Israel una nueva moratoria sobre la colonización en los territorios ocupados, informó un responsables palestino.

"La Administración estadounidense nos ha informado que Israel no había aceptado una moratoria sobre la colonización", declaró el responsable palestino, que pidió el anonimato.

Los palestinos exigen que Israel congele la colonización en Cisjordania y en Jerusalén Este para reanudar las negociaciones. "La Administración estadounidense va a continuar sus esfuerzos", añadió la fuente.

El jefe del equipo palestino encargado de negociar un acuerdo de paz con Israel, Saeb Erekat, señaló que Estados Unidos debería responsabilizar abiertamente a Israel del "colapso" del proceso de paz porque el Estado hebreo "ha elegido los asentamientos y no la paz".

Estados Unidos ha estado intentando, sin éxito, reavivar las conversaciones de paz directas entre el presidente palestino, Mahmud Abbas, y el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu. Ambos dirigentes mantuvieron tres encuentros el pasado septiembre antes de que los palestinos abandonaran el proceso, tres semanas después de que comenzase, por la expiración de la orden que prohibía construir en los asentamientos israelíes de Cisjordania.

"Es hora de que el Gobierno americano le diga al mundo que Israel es el responsable del colapso del proceso de paz", declaró Erekat a la agencia Reuters. "Israel ha elegido los asentamientos y no la paz", añadió.

Los palestinos quieren que Israel paralice la construcción en aquellos territorios con los que pretenden formar un Estado independiente, incluidas las zonas de Jerusalén y sus alrededores que fueron tomadas por Israel en la guerra de 1967.

Pero el Gobierno israelí anunció el miércoles un plan para construir 625 viviendas en Pisgat Zeev, un barrio judío que se encuentra en territorio cisjordano, en una zona que Israel anexionó al municipio de Jerusalén justo después de la guerra.

El portavoz de Abbas, Nabil Abu Rdainah, aseguró que esto "demuestra que (los israelíes) no quieren y no están preparados para alcanzar un acuerdo con el fin de reanudar las negociaciones".

Israel considera que Pisgat Zeev y otros distritos que ha construido en Jerusalén desde 1967 son parte de su capital, pero los palestinos y la Unión Europea dicen que son colonias. La construcción en estas zonas ha hecho que empeoren las relaciones entre Tel Aviv y Washington.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios