Primera visita de Obama a la Casa Blanca como presidente electo

  • La nueva Administración podría anular algunas de las órdenes ejecutivas de Bush, como la prohibición de investigar con células madre.

Comentarios 6

El matrimonio Obama realizó su primera visita a la Casa Blanca en la tarde del lunes, donde fue recibido por George y Laura Bush, para conocer el lugar donde vivirá los próximos años. En este primer encuentro, ambos presidentes mantendrán una reunión de trabajo que puede durar varias horas, mientras que las primeras damas mantendrán un encuentro paralelo. Por otro lado, John Podesta, el elegido por Barack Obama para dirigir la transición entre la Administración Bush y la recién elegida, dio varias claves sobre las primeras decisiones que tomará el presidente electo cuando acceda al cargo. Estas se centrarían en anular varias órdenes de George Bush, entre las que se encontrarían en primer lugar la prohibición de investigar con células madre, pues puede servir para encontrar cura a diversas enfermedades.

En este primer encuentro de trabajo, Barack Obama y George Bush se reunirán en solitario en el despacho Oval, que el presidente electo pisará por primera vez, para analizar la transición entre ambos, la situación económica, y las guerras de Irak y Afganistán principalmente. A pesar de los ataques de Obama a Bush durante la campaña, desde que fue elegido presidente, decidió ejercer una política de unidad, que permitirá realizar varias reuniones de este tipo hasta que sea nombrado presidente. Por otro lado, ambas primeras damas, la actual, Laura Bush, y la electa, Michelle Obama, mantendrán un encuentro paralelo, en el que visitarán las distintos lugares de la Casa Blanca, como los jardines.

Por otro lado, en una entrevista concedida a Fox News, Podesta explicó que Obama está revisando unas 200 órdenes ejecutivas de George Bush, para introducir su propio sello en cuanto llegue a la Casa Blanca, tras ocho años de política republicana. "Hay muchas cosas que el presidente puede hacer sin esperar a la acción del Congreso, y creo que veremos al presidente hacer alguna", afirmó Podesta. "Tenemos que corregir el curso que tomó la Administración Bush", que hizo muchas cosas que "probablemente no van en el interés del país".

Pero Podesta se centró especialmente en dos decretos aprobados por Bush, y sobre los que Obama está totalmente en contra. El primero de ellos hace referencia a un proyecto de ley para facilitar la investigación con células madre, que Bush vetó, y que Obama tiene pensado permitir en cuanto llegue al cargo. El presidente electo siempre defendió el uso de este tipo de células para buscar curas a numerosas enfermedades, como podría ser el Alzheimer.

Otro de los decretos que están siendo investigados de cerca es uno que autorizó la perforación de 1.456 kilómetros cuadrados de tierras vírgenes, pertenecientes al estado de Utah, para extraer gas y petróleo, algo a lo que se oponen tajantemente los ecologistas. "Ellos quieren extraer gas y petróleo perforando uno de las tierras más sensibles y frágiles de Utah. SIN 

Por otro lado, también hizo referencia a los posibles nuevos nombramientos del personal de la nueva Administración, en la que podrían incluirse republicanos e independientes, dando lugar a un diverso Gabinete. Entre estos podría encontrarse Robert Gates, secretario de Defensa, y que Obama estudia mantener en su puesto. "Ni siquiera es republicano, ¿Por qué no podemos seguir con él?", se preguntaba el líder de la mayoría del Senado, Harry Reid, en declaraciones a la CNN.

Por otro lado, el nuevo jefe de Gabinete, Rahm Emanuel, dijo que no sabe si Obama volverá al Senado para votar durante el tiempo que falta para ser nombrado presidente, aunque podría ser muy útil para adelantar algunas medidas económicas, como una posible ayuda al sector del automóvil, que se encuentra en una grave crisis.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios