La UE ampliará sus sanciones al régimen sirio y su apoyo a la oposición

  • El ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, ha indicado que el objetivo es "aumentar la presión sobre el régimen" para conseguir el cese de la violencia.

La Unión Europea (UE) va a ampliar sus sanciones contra el régimen sirio de Bachar al Asad y aumentar su apoyo político y, en algunos casos material, a la oposición, según han avanzado hoy varios ministros de Asuntos Exteriores del bloque.

"Hay una voluntad común de avanzar hacia más sanciones. Hemos pedido a (la Alta Representante de la UE) Cathy Ashton que vea para la próxima reunión cómo reforzar esas sanciones", ha explicado a los periodistas el jefe de la diplomacia belga, Didier Reynders.

El ministro español de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, ha indicado que el objetivo de las nuevas medidas será "aumentar la presión sobre el régimen" para conseguir el cese de la violencia y para que abra el acceso a la ayuda humanitaria.

Los detalles de esas nuevas sanciones serán abordados por los Veintisiete en la próxima reunión de los ministros de Asuntos Exteriores, que se celebrará el próximo mes de octubre.

La UE tiene ya en vigor un amplio abanico de medidas restrictivas contra Siria, entre las que se incluyen un embargo a las compras de petróleo y otro a las ventas de armas y material que pueda ser usado por el régimen para la represión.

Además, los Veintisiete han sancionado a alrededor de 150 personas vinculadas al régimen y a medio centenar de entidades.

Los ministros de Asuntos Exteriores, sin embargo, consideran que la UE puede ir más allá y seguir endureciendo su postura.

"Tenemos sanciones fuertes contra Irán, no veo por qué no deberíamos tener sanciones igual de duras contra el régimen de Bachar al Assad", ha justificado hoy el ministro francés, Laurent Fabius, al término de la reunión informal celebrada en Chipre.

Por otra parte, los titulares de Asuntos Exteriores han acordado incrementar su apoyo a los rebeldes.

"Hay la convicción de que se puede intensificar el contacto y el trabajo en el plano político y humanitario con los comités de coordinación locales en las zonas liberadas y con todos los componentes de la oposición en el exterior y el interior del país", ha indicado el ministro italiano, Giulio Terzi.

Francia ya ha comenzado a ofrecer ayuda directa a zonas de Siria bajo control de la oposición, con el fin de que esas llamadas "zonas liberadas" puedan funcionar y acoger a desplazados por los combates.

Otros países han abierto la puerta a hacer lo propio, caso de Suecia, cuyo ministro de Asuntos Exteriores, Carl Bildt, ha explicado hoy que su país tratará de apoyar a los rebeldes "de distintas formas", teniendo en cuenta también la fórmula francesa, aunque ésta "no sea fácil".

Los Veintisiete quieren que la oposición siria pueda unirse y tener la capacidad suficiente para formar un Gobierno provisional "representativo".

"Las líneas rojas son el respeto a las minorías étnicas, especialmente los kurdos, a las minorías religiosas y de los derechos de la mujer", ha detallado García-Margallo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios