Washington urge a Pakistán a que deje de ser un refugio seguro para los terroristas

  • El secretario de Defensa, Leon Panetta, asegura que se acaba la paciencia de Estados Unidos

El secretario de Defensa estadounidense, Leon Panetta, lamentó ayer durante su visita sorpresa a Afganistán que los terroristas sigan encontrando un "refugio seguro" en Pakistán, en una jornada en la que el presidente afgano, de visita en Pekín, criticó duramente un ataque de la OTAN el miércoles con víctimas civiles.

En su visita relámpago a Afganistán, Panetta advirtió que los terroristas siguen encontrando un "refugio seguro" en Pakistán, por lo que instó a Islamabad a tomar medidas para erradicar estos bastiones de rebeldes en la frontera con Afganistán.

El lunes, un avión no tripulado estadounidense lanzó un ataque que supuestamente mató al número dos de Al Qaeda, Abu Yahya al Libi, en la región tribal de Waziristán del norte.

Panetta apuntó que será "difícil conseguir un Afganistán seguro mientras haya un refugio seguro para los terroristas en Pakistán".

"Es muy importante que Pakistán dé pasos para abordar esa amenaza", dijo el secretario estadounidense en rueda de prensa, y advirtió a Islamabad que Estados Unidos sólo tiene "paciencia limitada". "Hemos dejado claro una y otra vez (...) que es terrible que quienes atacan a nuestra gente y a nuestras fuerzas sean capaces de volver a un refugio seguro en Pakistán", agregó.

La cuarta visita de Panetta a Afganistán en un año se produce un día después de que dos atentados suicidas acabaran con la vida de 23 personas en Kandahar, en el sur del país.

Pese a la continua violencia, el secretario de Defensa de Estados Unidos afirmó: "Estamos más cerca de alcanzar nuestros objetivos aquí en Afganistán".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios