Washington augura que Zawahiri terminará muerto como Ben Laden

Estados Unidos considera al nuevo jefe de Al Qaeda, Ayman al Zawahiri, como una pálida imitación de Osama ben Laden y le advirtió que le espera un futuro similar al de su predecesor muerto.

Funcionarios de alto rango del Gobierno de Estados Unidos pintaron una imagen del egipcio de 59 años -quien por mucho tiempo ejerció como el número dos de la organización- como un "general de sillón" ya que no cuenta con experiencia de combate. Señalaron además que no sólo carece de carisma y liderazgo sino que es una figura divisiva dentro de la organización que puede llegar a fracturar Al Qaeda.

El jefe del Estado Mayor conjunto, el almirante Mike Mullen, aseguró que Zawahiri debería esperar el mismo trato impuesto a Bin Laden, quien murió el 2 de mayo en una operación estadounidense en su casa de Pakistán donde estaba escondido.

"Él y toda su organización nos amenazan, y al igual que intentamos capturar y matar -y eliminar con éxito- a Ben Laden, haremos lo mismo con Zawahiri", dijo.

El secretario de Defensa estadounidense, Robert Gates, advirtió durante una conferencia de prensa en el Pentágono que el nombramiento debería servir como recordatorio de que Al Qaeda continúa siendo una amenaza.

"Antes que nada pienso que deberíamos ser concientes de que este anuncio de Al Qaeda nos recuerda que a pesar de haber sufrido una gran pérdida... Al Qaeda continúa intentando perpetuarse, busca reemplazos para aquellos que han sido muertos, y sigue comprometida con la agenda elaborada por Ben Laden".

Gates señaló que "Ben Laden ha sido el líder de Al Qaida desde sus inicios", y que "en ese particular contexto tenía un carisma peculiar que Zawahiri no tiene". También mencionó la posibilidad de divisiones en el interior de la organización debido a la nacionalidad egipcia del nuevo líder.

La Casa Blanca, por su parte, estimó que la llegada de Zawahiri como líder de Al Qaeda no era "ni sorprendente, ni cambiaba algunos hechos de base, que son que la ideología de Al Qaeda está en quiebra".

"Los hechos son que los movimientos pacíficos son el futuro de la región de (Oriente) y que Al Qaeda es el pasado. Era real antes de la muerte de Osama ben Laden y sigue siendo real hoy", dijo el portavoz Jay Carney durante una rueda de prensa.

Zawahiri fue nombrado sucesor de Osama ben Laden al frente de la red islamista Al Qaeda, que anunció que proseguirá la "guerra santa" contra Estados Unidos e Israel. Ayman al Zawahiri se convierte así en el hombre más buscado del mundo. Su cabeza vale 25 millones de dólares, según el Departamento de Estado.

Al Qaeda va a "proseguir la yihad contra los apóstatas que agreden la tierra del islam, con Estados Unidos a la cabeza y su acólito Israel", afirma en este texto el mando de la organización.

Al igual que el fundador de la red extremista, Zawahir se ocultó después de los atentados del 11 de septiembre y fue visto por última vez en octubre de 2001 en la frontera entre Afganistán y Pakistán. Su esposa, su hijo y sus dos hijas murieron en ataques estadounidenses en Kandahar dos meses después.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios