El Bellas Artes es ya el nuevo gran centro cultural de Granada

El Museo de Bellas Artes de Granada, que cumple hoy un mes desde su reinauguración, se ha convertido en la gran propuesta expositiva de Granada. Desde su apertura, el nuevo espacio cultural ha logrado atraer hasta sus salas a casi 10.000 visitantes según los datos ofrecidos por su director, Ricardo Tenorio. Las reformadas instalaciones y la nueva exposición permanente han captado el interés de los turistas internacionales y nacionales que visitan la Alhambra, pero sobre todo han hecho que los granadinos suban hasta la colina del Sabika para realizar un repaso de cinco siglos a la historia de las artes plásticas de la ciudad.

Los últimos datos de visitas registrados al cierre del museo el pasado viernes, confirmaban que 9.191 personas habían visitado la exposición permanente. Teniendo en cuenta que la media de visitas diaras es de 365, y que los días más fuertes son el sábado y el domingo, entre ayer y hoy Tenorio confiaba en alcanzar las 10.000.

Tras cuatro años cerrado, en sólo treinta días el Museo de Bellas Artes ha entrado por la puerta grande en el top ten de los centros de exposiciones de Granada, según los datos de los primeros balances. Tan sólo en la primera semana contemplaron la muestra permanente 2.500 personas, y el número ha ido creciendo en los días sucesivos", afirma el director, quien se muestra muy satisfecho con los resultados obtenidos no sólo por el volumen de público, también por la procedencia del mismo: "Lo más interesante es que hay un porcentaje muy amplio de público granadino, más del 23 por ciento de las asistencias. Creo que muchos ciudadanos estaban esperando a que abriéramos para subir".

De los 9.191 visitantes, 2.307 fueron granadinos, entre ellos 275 escolares. Además, 1.938 eran del resto de Andalucía, aunque la mayoría del público procedía de otras comunidades autómomas. En concreto, el Museo había recibido hasta el pasado día 8 a 2.410 turistas nacionales. De la Unión Europea llegaron 2.211 personas, y 325 de fuera otros países extranjeros.

La Salida de la familia de Boabdil de la Alhambra o San Juan de Dios salvando del incendio a los enfermos del Hospital Real de Granada, ambas de Gómez Moreno, se encuentran entre las piezas que más seducen a los que admiran la muestra de la segunda planta del Carlos V en opinión de Tenorio, que no dispone de esos datos en las encuestas pero se aventura a hacer una valoración de las impresiones del público. Según Tenorio, la Inmaculada de Sánchez Cotán y el grupo del Entierro de Cristo, de Jacobo Florentino, se encuentran también entre las que más fascinación causan. Y en las salas de arte más moderno, entre las que más encandilan están Mis amigos, de López Mezquita, los desnudos de Rodríguez Acosta y alguna obra de Fortuny.

Iniciativas como la del Gabinete Pedagógico de Bellas Artes, que el pasado domingo dedicó su primer itinerario del programa Por el patrimonio histórico de Granada 2008 a recorrer este centro, han contribuido a atraer a los granadinos al espacio del Palacio de Carlos V. El mismo Ricardo Tenorio fue el guía de uno de los tres grupos de treinta personas cada uno que se organizaron para explicar el discurso expositivo a los que se habían inscrito en la primera salida del programa.

El director asevera que las personas que han participado en la convocatoria del Gabinete Pedagógico tenían un perfil muy heterogéneo, pero todas mostraban "un gran interés" por las explicaciones. "Son grupos muy variados en los que están implicados muchos profesores de Secundaria y Bachillerato", cuenta el responsable de la institución, quien añade que las explicaciones dadas por él y por los otros dos técnicos del museo encargados de guiar las visitas -María Sánchez Torrente y Emilio Caro Rodríguez- estaban pensadas para "dar a entender el discurso expositivo" o, lo que es lo mismo, "el arte granadino de los últimos quinientos años". "El discurso de un museo es como el de una novela, sólo que en vez de estar escrito con letras se narra con imágenes", cuenta Tenorio.

El propio museo ha organizado también un programa de visitas guiadas, que se desarrollan durante los meses de febrero y marzo, los miércoles y jueves, a las 11.00 horas. "La explicación es la misma que la que se ha ofrecido al público convocado por el Gabinete Pedagógico", comenta Tenorio, quien cuenta que el programa se ampliará "si los itinerarios del museo tienen buena acogida".

La oferta divulgativa se completa con una guía breve y las hojas de sala, "que han sido redactadas sin utilizar un lenguaje excesivamente técnico para hacerlas fácilmente comprensibles por todo el mundo", informa el responsable del Bellas Artes de Granada. "El público español todavía no está muy familiarizado con su uso, pero son muy consultadas por los visitantes extranjeros", dice Tenorio.

El resultado de la suma de estas iniciativas de difusión y de las expectativas acumuladas en cuatro años de cierre ha sido la gran acogida mostrada por el público, que ha podido reencontrarse con unaparte fundamental del patrimonio artístico granadino.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios