Efron se aleja de la comedia en su nueva película

  • El actor de 'High School Musical' es el protagonista de 'Siempre a mi lado'

Siempre a mi lado cuenta la historia de Charlie St. Cloud (Zac Efron), un joven amante del mar y muy alegre, que ve como su vida da un vuelco después de sobrevivir a un accidente de coche en el que muere su hermano pequeño, Sam (Charlie Tahan).

"Al principio de la película, Charlie es una persona muy ambiciosa y con mucha confianza, pero cuando muere su hermano, la culpabilidad le inunda y empieza a ver el mundo de otra manera", comentó Efron.

Conocido por sus papeles en películas como el musical Hair Spray o la comedia 17 Otra vez, Zac Efron cambia ahora completamente de registro para interpretar un papel más dramático, un "reto físico" del que se siente "satisfecho", aunque confesó que le ha resultado "un tanto duro".

"Después del accidente, Charlie se convierte en un personaje solitario, aislado. Así que les comenté a mis amigos y a mi familia que iba a desaparecer durante 6 meses, sin internet, sin móvil, necesitaba distanciarme completamente de mi propia vida para comprender cómo se sentía mi personaje", admitió el actor, que tuvo que hacer un curso de vela de varias semanas.

"(Charie Tahan y yo) Hicimos todas las secuencias de vela, tuvimos que aprender mucho y lo más gracioso es que la mayoría de los buenos marineros empiezan a navegar desde muy jóvenes, así que estuvimos practicando en un curso con niños de cinco o seis años que lo hacían mucho mejor que nosotros. Lo pasamos muy bien", subrayó.

Basada en la novela del escritor Ben Sherwood, La muerte y la vida de Charlie St. Cloud -publicada en 2004 y traducida a 15 idiomas- Siempre a mi lado es un filme en el que la vida se confunde con la muerte y la religión se convierte en un elemento determinante, un aspecto sobre el que Efron reconoce no tener una creencia clara.

"No estoy seguro de lo que ocurre después de la muerte, lo sabré cuando esté allí", bromeó, antes de apuntar que se considera "agnóstico" porque nunca tuvo "una educación demasiado religiosa".

Efron quiso destacar también la "maravillosa experiencia" que ha sido para él compartir cartel con la oscarizada actriz Kim Basinger, que en la película tiene un papel secundario como Claire, la madre de Charlie y Sam. "Fue alucinante trabajar con ella, es una auténtica estrella, muy profesional, pero al mismo tiempo consigue divertirse mucho en los rodajes, es una persona muy cariñosa, muy llena de vida", admitió.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios