La Filarmónica de Málaga recupera al granadino Francisco Alonso

  • Dirigido por Juan de Udaeta y con las voces de Teresa Novoa y Rodrigo Esteves, el Centro de Documentación Musical edita 'Romanzas y dúos de Zarzuela'

La Filarmónica de Málaga, dirigida por Juan de Udaeta, recupera parte de la obra del compositor granadino Francisco Alonso (1987-1948) con el disco Romanzas y dúos de Zarzuela, editado por el Centro de Documentación Musical de Andalucía, con las voces de la soprano Teresa Novoa y el barítono Rodrigo Esteves.

En él se incluyen 17 piezas que el 'maestro Alonso', como era conocido en su época, dedicó a Andalucía. Cuatro de ellas, exclusivamente a Granada y alguna de cuando comenzaba a componer con tan sólo 13 años, recordaron ayer sus hijos durante la presentación. Ellos han cedido parte de su legado para la publicación, con partituras manuscritas de su etapa granadina, discos de pizarra o rollos de pianola. Aparecen en el CD, entre otras, Pasodoble (de Forja de Almas); Romanza (de Curro el de Lora); Claveles granadinos o La Cautiva (canción morisca).

Para De Udaeta, Alonso poseía todas las cualidades de un gran compositor y queda aún un fondo importante que habría que sacar a la luz para "recuperar un patrimonio que merece la pena". Su obra es "compleja y evolutiva", explicó el director, encargado de la coordinación de la publicación, quien diferenció tres etapas en su creación. La primera, en Granada, cuando fue un joven inquieto que quiso formarse y a la vez apoyó la creación de orquestas y corales. Una segunda, que pasó en el Madrid más lírico y donde "fue a buscarse la vida, con un repertorio que sabía que la gente aplaudiría". Y la tercera, cuando Alonso adaptó el musical americano, cuando la zarzuela entró en crisis, al estilo español.

Maestro incansable, "siempre mereció una gran orquesta vestida de gala, con toda su plantilla haciendo música española", afirmó De Udaeta. "Alonso tuvo el don de la melodía no sólo para los cantantes sino también para los músicos. A los tres compases, el clarinete tenía una frase maravillosa. A los 20, era el violín. Después el chelo...".

Recuperar a un maestro de tal complejidad ha significado para el director "muchas horas de conversación con su familia para saber cómo era, qué le gustaba... Si prefería el tocinillo de cielo o las habas fritas".

La publicación del disco forma parte de un ambicioso proyecto emprendido por el Centro de Documentación Musical de Andalucía para recuperar la vida y la obra de Francisco Alonso, uno de los compositores más precoces de la ciudad que pese a ser autor de obras tan conocidas como el Pichi o Los nardos, no alcanzó la proyección merecida. Además de este disco, ya se han publicado el Catálogo de las obras granadinas de Francisco Alonso, Francisco Alonso: piezas inéditas y La Parranda.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios