El Hombre Garabato lleva su 'rock existencialista' a la sala Planta Baja

  • La formación granadina presenta en directo su nuevo trabajo, 'La vida y otros defectos'

Comentarios 3

Cada uno tiene su historia personal y sus grupos anteriores. Por eso el título del nuevo disco de El Hombre Garabato, La vida y otros defectos, retrata a unos músicos escépticos con letras densas que huyen del "te quiero, no me quieres" como un heavy de un concierto de David Bustamante. Esta noche actúan en la sala Planta Baja (21 horas) con un directo "muy potente" con dos guitarras eléctricas, bajo y batería. También es potente su carta de presentación como grupo, con una referencia al mito de Sísifo. "Nos la escribió un profesor de la Facultad de Antropología, José Serafín Béjar, y refleja a unos músicos algo decepcionados, como ese hombre moderno que se desmadeja y desde su ruptura y su crisis intenta contar cosas", explica Nicolás Hernández, guitarrista del grupo y un "desencantado optimista". Por eso cantan en uno de los cortes del nuevo disco "es normal que esta letra esté sangrando". "Las letras tienen una gran carga ideológica", continúa. Una de las canciones que más interesan a Nicolás Hernández es Fin de la partida, donde hablan de quemar Granada "por esa sensación de que todo está muy viciado de raíz y hay que empezar de nuevo", explica."En nuestras letras hay mucho de Lapido, Elvis Costello o el mismo Joe Strummer, gente que hace un tipo de rock muy pesado pero a la vez con un contenido intenso en las letras", concluye el guitarrista.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios