Música hoy

ManzanaKla tentación electrónica

  • Jose Lun, Claire Mel, Jool Gutfreund, Alex Ahumada y Edu C. Mazarro actúan esta noche en Planta Baja en un concierto donde presentarán su disco 'La Mascarada', electrónica contundente y melodía adictiva

Sentados a la mesa de un bar cualquiera, los miembros de Manzana-K no hacen apenas ruido. La conversación discurre pacíficamente mezclándose con algo que suena tras la barra y que parece música. Ellos son otra cosa. Jose Lun y Claire Mel (voz), Jool Gutfreund (guitarras), Alex Ahumada (bajo) y Edu C. Mazarro (teclados) mordisquean un sonido diferente. Alabados los que en esta Granada tan musical ofrecen algo que no sea pop. Electrónica contundente y melodía adictiva. Pacíficos por fuera y tan peligrosos musicalmente hablando como una manzana en medio del paraíso.

La Mascarada es su primer disco y lo presentan esta noche en la sala Planta Baja. Un conjunto de influencias sonoras que pasan por estilos extremos como el de Ladytron o Depeche Mode, mirando de reojo a Primal Scream, NIN, VNV Nation o Cycle.

No es de extrañar que el mismísimo Zíclope los fichara para tocar junto a su nuevo Zíclope & the Gods of Prostitution en la madrileña sala Caracol el pasado junio, sin más referencia que el blog de Jose Lun (cantante de la banda). "Le escribí en su página y me quedé alucinado cuando me contestó ofreciéndonos tocar con él en Madrid". Desde entonces, le han acompañado en varios conciertos.

Electrónica y rock en letras que van turnándose acertadamente en español y francés tienen el mismo peso que la desgarrada voz de Lun acompasada con las aterciopeladas entradas de Mel. Consiguen un registro difícil en dos voces que dejan seriamente perplejo a quien las escucha -y eso sin verlos en directo-.

La oscuridad pasea a sus anchas en canciones como Kefrén para volver a la luz en Mito o atravesar la más pura trascendencia en Bipolar, gracias al poderío de guitarras, teclados y bajo del grupo. El mito necio de Aquiles, dinastías consolidadas o planetas divididos en dos hablan de las forzosas influencias históricas que están en la mente de Manzana-K. Historia contemporánea, no obstante, porque, como recomiendan, hay que "golpear al mito, destruir al mito...". Un mensaje sin extravagancias y muy propio de los tiempos que corren.

Cuatro diseñadores y un periodista, Jool. Dos franceses y tres españoles. Un adicto a Egipto y sus faraones. Un alma de la fiesta y otro, Edu, al que jamás se le escuchará chillar. Cinco en tres, un triángulo, o pirámide si se prefiere, que siempre llevan una manzana al estudio en el que ensayan y que han escogido como colores 'de marca' el negro y el magenta. Oscuro y seductor, como una Mascarada. Nombre adecuadamente elegido por Manzana-K para hablar en un idioma diferente, donde la escenografía es fundamental.

Ellos deparan sorpresas. Una musical y otra que tiene más que ver con su faceta de diseñadores gráficos. Para próximos conciertos preparan, como explican los miembros de la banda, un vídeo proyección que irá viéndose al mismo tiempo que se escuchará el concierto. "Ahora estamos trabajando en este proyecto, aunque es muy difícil llevarlo a todas las salas", cuenta Alex. La suma de melodía e imagen. Dos historias en paralelo capaces de cautivar al mismísimo guardián del paraíso. Una amenaza latente para posibles Evas.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios