Nietzsche y Lorca bailan de la mano en el Teatro Alhambra

  • Rubén Olmo presenta 'Metáfora', su debut al frente del Ballet Flamenco de Andalucía

Metáfora, el primer proyecto del bailarín y coreógrafo Rubén Olmo como director artístico del Ballet Flamenco de Andalucía, regresa esta noche a Granada tras su estreno este verano en el Generalife y estará en el teatro Alhambra hasta el próximo 20 de abril.

Es el primer proyecto que Rubén Olmo concibe y dirige para el Ballet Flamenco de Andalucía, que ha estado dirigido en los últimos años porCristina Hoyos, y se trata de un claro homenaje a lo que fue y es la danza flamenca, desde la escuela bolera como matriz primigenia a sus coqueteos con las coreografías contemporáneas que le ponen en relación con otros mundos y con otros géneros. Se propone, en gran medida, de un tributo humilde pero intencionado a personalidades históricas como Ángel Pericet, Pilar López o Antonio. Un guiño tan evocador como el vestuario vintage que luce todo el elenco. Atención, a su vez, a las partituras cultas o populares que acompañan a las artistas. El oído viajará con la vista hacia romances y cantiñas, tangos de Granada, bulerías, valses flamencos, verdiales o zambras. Se trata de una suite tan elegante como dinámica, compuesta con la fuerza del corazón y con el talento de la razón.

Es una alegoría de la vida, un eco del ser humano que se niega a permanecer para siempre en la seguridad de la caverna y explora otros mundos que quizá estén en sí mismo. Nietzsche afirmó que solo iba a creer en un Dios que supiese bailar. Es el que habita este oratorio flamenco por el que transcurren, como describió Federico García Lorca en su poema El baile, corazones andaluces buscando viejas espinas.

En la primera coreografía se condensan todos los estilos que el espectáculo lleva a escena: desde la escuela bolera al flamenco más hondo. Olmo define este movimiento como "la esencia misma de la obra, la que vertebra las dos partes y en la que escenifica cómo, desde el pensamiento, van surgiendo los movimientos que componen el espectáculo". La música es una composición de Agustín Diassera y ha contado con la participación del guitarrista Juan Carlos Romero y el reconocido pianista David Peña Dorantes. "Metáfora es un ballet que parte de una primera parte más flamenca y continúa con una segunda de danza estilizada", resume Olmo sobre la obra. El espectáculo comienza por bulerías de Cádiz y luego llegan las Alegrías de Coral, que rinden tributo a la escuela sevillana y a Matilde Coral, uno de sus grandes baluartes. Continúa por jaleos extremeños y unos tangos cierran esta Suite flamenca. En la segunda parte, bajo el título La danza como expresión del movimiento, el pulso del espectáculo se adentra primero en la danza estilizada para, en el segundo movimiento, recuperar "esos bailes andaluces" con aires del folclor de Málaga y Granada.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios