El PP pide a la Diputación un pleno extraordinario para el caso Guerrero

  • El grupo solicitará también el cese o dimisión de Pérez Cotarelo y la prórroga del convenio de cesión del legado del artista granadino hasta el 31 de diciembre

Comentarios 1

El grupo del PP en la Diputación de Granada solicitará la convocatoria de un pleno extraordinario sobre el Centro Guerrero en el que pedirá el cese o dimisión de la diputada de Cultura, Asunción Pérez Cotarelo, y la prórroga del convenio de cesión del legado del artista hasta el próximo 31 de diciembre.

El PP pedirá igualmente en ese pleno, de celebrarse, la constitución de una comisión con los tres partidos con representación en la Diputación para que se haga a todos partícipes de la procedencia de los insultos y la "humillación" de la que dijeron ayer estar siendo objeto el presidente de la institución, Antonio Martínez Caler (PSOE), y Asunción Pérez Cotarelo (IU).

En rueda de prensa, el portavoz del grupo del PP en la Diputación, José Antonio Robles, consideró que el fin de las negociaciones entre la institución y la familia Guerrero para la permanencia de la obra del artista en Granada es "la crónica de una muerte anunciada", y acusó firmemente a Caler de tener preparado de antemano "un vuelo barato para el legado del centro sin destino".

Para José Antonio Robles, la supuesta decisión de Caler de dejar escapar el legado se evidencia en cuestiones como la negativa de Diputación en 2006 a que la obra fuera expuesta en Nueva York -"el Centro Ángel Ganivet también fue certificado de muerte", indicó-.

Acusó a Caler de ser una persona "sectaria" y de querer "exterminar" lo heredado de su antecesor en el cargo, José Rodríguez Tabasco (PSOE), en lugar de intentar mejorarlo.

El diputado del PP, que defendió la "lealtad" de la familia hacia la Diputación en todo este proceso, instó a Caler a que se "calme" y consideró que el presidente de una institución provincial no debe "perder los papeles" como a su juicio hizo durante la rueda de prensa que ofreció ayer sobre el asunto. De hecho, le pidió "humildad" porque lo importante, dijo, es la permanencia de la obra del artista en Granada.

El PP ha acusado a la institución provincial de "engañar" a la familia y a la sociedad granadina después de que en el último pleno anunciaran que el acuerdo estaba prácticamente cerrado, y a la Junta de permanecer "impasible" en este asunto.

La diputada del PP Teresa Fernández consideró que las negociaciones "no se han llevado nada bien desde el primer momento" porque han sido "un cúmulo de despropósitos y de medias verdades" por parte de la Diputación, y recriminó a Caler que deje una puerta abierta al diálogo pero "insulte a la familia". "Así la negociación nunca llegará a buen puerto", indicó la diputada.

El PP defendió por otra parte la "respetuosa" intervención en este asunto del Ayuntamiento, que ha ofrecido a la familia la posibilidad de albergar el legado en algún edificio municipal como el Cuarto Real de Santo Domingo, porque "no ha salido a la palestra hasta que la familia ha pedido auxilio", según enfatizó Robles.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios