Pedro Guerra se suma a las Capitulaciones con 'Vidas'

  • El programa musical arranca en Santa Fe con la actuación del cantautor canario

Después de cuatro años en silencio musical pero sin acallar ni un ápice su hondura, Pedro Guerra volvió a irrumpir con fuerza en la escena hace unos meses con Vidas, un disco -el octavo ya- vestido de luz, poesía y alegría que viene a celebrar los quince años en la música del cantautor canario, que esta noche repasará sus mejores canciones en la Plaza de España de Santa Fe con un concierto con motivo de la celebración del 516 aniversario de las Capitulaciones.

Vidas recorre a lo largo de catorce canciones la claridad y la profundidad de unas letras mucho más sinceras que nunca y una música más directa. Canciones como Íntimo, Quisiera saber, Se enamoró de un río, Jamás, 5.000 años o El pescador forman parte del entramado musical de un álbum que se fue componiendo casi al mismo tiempo en el que se iba maquetando, aprovechando la frescura de la unión en directo de músicos como Luis Fernández (piano y teclados), Marcelo Fuentes (bajo), Vicente Climent (batería) y Osvi Greco (guitarra), que han acompañado al canario en la aventura de su regreso discográfico.

En Vidas, Pedro Guerra es más Pedro Guerra que nunca. Inspiración, profundidad, altura poética de los textos y riqueza de unas canciones que dejan entrever la naturalidad de quien rehúye de lo superfluo tanto en la música como en la vida.

El mismo cantautor señaló con motivo de la presentación nacional de su disco que Vidas era "quizá el más coherente" de todos los que había hecho, tan sólo equiparable a Golosinas. "Con el tiempo creo que aspiro a hacer canciones al modo tradicional. Las letras vuelven a cierta intimidad, a la introspección. He buscado la pureza y lo que me pide el cuerpo es hacer canciones lo más bonitas que pueda", destacaba.

Guerra ha firmado a lo largo de sus quince años de trayectoria en la música algunas de las canciones más imperecederas de amor, nostalgia y amistad que se han firmado en los últimos tiempos. Suya fue Contamíname, uno de los alegatos de amor más bellos al que puso voz Ana Belén, aunque suyas fueron también Debajo del puente, El marido de la peluquera o Pasaba por aquí.

Tras Pedro Guerra, la celebración de las Capitulaciones de Santa Fe continuarán mañana con la primera oportunidad de escuchar La felicidad a la que canta Sole Giménez sin Presuntos Implicados.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios