'The Artist' y 'Hugo': el duelo de los Oscar

  • A tres días de la gala, las cintas de Hazanavicius y Scorsese se perfilan como las grandes favoritas

Dos homenajes al cine, cada uno con su particular estilo, acaparan el protagonismo inicial de la gala de los Oscar, el próximo domingo, gracias a sus muchas nominaciones, 11 contra 10, que representan La invención de Hugo contra The Artist, un duelo de esos que fascinan en Hollywood el que Martin Scorsese se enfrenta a Michel Hazanavicius.

La cinta de director estadounidense parte con una ligera ventaja por tener una nominación más, aunque The Artist, una tragicomedia de cine mudo rodada en blanco y negro, ha funcionado mejor en las premiaciones previas como los Golden Globes o los Bafta británicos. Sí parece claro el triunfo de Scorsese en la categoría de mejor director, pese a que compite con Woody Allen (Midnight in Paris), Terrence Malick (El árbol de la vida), Alexander Payne (Los descendientes) y el propio Hazanavicius. Además de las dos favoritas, tienen opciones de hacerse con el premio mayor de la Academia de Hollywood otras siete cintas. Caballo de batalla, de Steven Spielberg, Criadas y señoras, Midnight in Paris, Moneyball, El árbol de la vida, Los descendientes y Extremely Loud & Incredible Close, la sorpresa entre las nueve finalistas.

La ceremonia se desarrollará bajo la batuta de un clásico ya conocido por los espectadores: Billy Crystal, que volverá a presentar la ceremonia después de ocho años de ausencia y el poco entusiasmo que despertó la fórmula de la temporada pasada: ni James Franco ni Anne Hathaway, siguiendo un guión muy discutido, lograron convencer a la crítica y la audiencia televisiva con su interpretación.

Crystal, que ha llevado el peso de la gala en ocho ocasiones, es uno de los legendarios en tamaña tarea junto a personajes como Bob Hope o Whoopi Goldberg. La Academia espera que le dé el toque simpático y divertido que siempre le ha caracterizado, con ironía pero sin mal gusto ni provocación en exceso.

Otro de los atractivos de la ceremonia será saber si la todopoderosa Meryl Streep podrá romper su racha de 29 años sin ganar un Oscar. Pese a que su nombre es citado con mucha frecuencia como la mejor actriz del momento -y posiblemente la mejor de todos los tiempos- es inevitable detectar un halo de inquietud en la bancada de la intérprete de Nueva Jersey, marcada por su insaciable récord de 17 nominaciones, pero con un porcentaje muy bajo de victorias: dos en total por Kramer vs. Kramer y La decisión de Sophie en 1983.

Como ganadora del premio a la mejor actriz en los Golden Globe y el BAFTA en la misma categoría por su encarnación de la primera ministra británica Margaret Thatcher en La Dama de Hierro, la actriz de 62 años debería alzarse por fin con el tercer Oscar de su carrera, aunque también tienen opciones Viola Davis por su papel de sirvienta en la cinta Criadas y señoras, y Michelle Williams, que se ha metido en la categoría por segundo año consecutivo con su convincente versión de Marilyn Monroe en My week with Marilyn.

No se puede descartar, sin embargo, a Glenn Close en su papel de hombre por Albert Nobbs y que todavía no ha recogido la estatuilla de la Academia de Hollywood, ni a la gran sorpresa en esta categoría, Rooney Mara por Los hombres que no amaban a las mujeres.

Otra de las incógnitas de la noche será saber si Criadas y señoras es capaz de repetir el golpe de efecto que dio en los premios del Sindicato de Actores (SAG), cuando se hizo con el galardón a mejor reparto, además de dos premios individuales.

Octavia Spencer espera poder truinfar junto a Viola Davis en su intento de hacerse con un Oscar, nominada como está en la categoría de mejor actriz secundaria. Ya cantó victoria en los Golden Globes, en los BAFTA y en los SAG. Le falta la deseada estatuilla de la Academia de las Artes y las Ciencias.

En cuanto a los hombres, la nación mexicana al completo estará pendiente del primer nominado a mejor actor en la historia de la nación azteca. Demián Bichir fue la sorpresa en el anuncio de las nominaciones al dejar fuera a otros más conocidos y mejor colocados en Hollywood como Leonardo DiCaprio por J. Edgar, o a Ryan Gosling por Los idus de marzo.

Si lo consigue, Bichir dedicará el premio a los millones de indocumentados que viven en Estados Unidos. Pase lo que pase, tratará de ponérselo difícil al gran favorito de la noche, George Clooney, que con Los descendientes parece haberse consagrado como un actor de altos vuelos más allá de su indudable atractivo físico.

De acuerdo a múltiples casas de apuestas apuestas, también tiene opciones el francés Jean Dujardin, protagonista de The Artist, que ha logrado una nominación por un papel mudo. Se disputará el premio además con el británico Gary Oldman (El topo) y el amigo de Clooney, Brad Pitt (Moneyball).

También el veterano Christopher Plummer tiene papeletas para llevarse el primer Oscar de su carrera a los 82 años por Beginners. Competirá en la categoría de intérprete de reparto con Nick Nolte por Warrior, Jonah Hill por Moneyball, Max Von Sydow por Extremely Loud & Incredible Close y Kenneth Branagh por My week with Marilyn.

Y en clave española los ojos estarán puestos en Fernando Trueba y Javier Mariscal, directores de una de las cinco cintas animadas que optan al Oscar. Su Chico & Rita tiene opciones frente a Rango, El gato con botas, Kung Fu Panda 2 y Un gato en París. Además, el compositor Alberto Iglesias podría levantar la estauilla dorada por la banda sonora de El topo.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios