La Verbena con títeres celebra quince años de teatro para niños

  • La clásica cita estival convoca esta noche a su público en la Huerta de San Vicente para ilustrarlo con funciones de carácter tradicional y vanguardista

La Huerta de San Vicente acoge esta noche la décimoquinta edición de La Verbena con Títeres, que se celebrará entre las 21.00 y las 24 horas y que acogerá a compañías como Los Legendarios Títeres de Binéfar, La Compañía Autónoma Dromosofista y la compañía Toma Castaña. Las actuaciones se llevarán a cabo en la explanada de la Huerta y la entrada es gratuita.

Los legendarios Titiriteros de Binéfar, liderados por Paco Paricio, llevan más de treinta años llevando el teatro de títeres y la música popular por calles, plazas y teatros. Han editado siete discos y tres libros, y han creado una treintena larga de espectáculos que han llevado por 38 países de todo el mundo.Entre sus numerosos premios, podemos citar el premio al mejor espectáculo en el Festival de Marionetas de Praga (1999) o el Premio Nacional de Teatro Infantil en 2009.

En la Verbena con Títeres en la Huerta de San Vicente presentarán su último espectáculo: En la boca del lobo. Una obra-collage sobre el oficio de titiritero y la cultura popular. Paco Paricio con los títeres y Faustino Cortés con el piano y otros artilugios van desgranando canciones tradicionales y juegos, un recorrido festivo por la tradición titiritera y cuentística acompañados de los personajes más malvados de nuestras fábulas.

La Compañía Autónoma Dromosofista está formada por cuatro titiriteros y músicos. Se trata de los hermanos Facundo y Santiago Moreno, argentinos, y de los hermanos Rugiada y Timoteo Grignani, italianos.

En 2007 decidieron crear la compañía Dromosofista, con sede entre Vetralla y Génova, un nombre compuesto por las palabras griegas dromo, 'calle', y sofia, 'sabiduría', con el que querían reivindicar su particular escuela de vida y filosofía.

El cubo libre, su obra de mayor éxito, es un cruce entre música, teatro de calle y teatro de objetos. Un montaje donde cuatro personajes giran en torno a un cubo negro que se transforma en una espiral de imágenes surrealistas y poéticas acompañadas de música en directo. A destacar los números de las trágicas chaquetas amantes, del guitarrista tanguero a cuatro manos o del músico chiquitito que acompaña la danza de dos extrañas bailarinas.

La compañía Toma Castaña, por su parte, presenta la obra Frankenstein. Cómo se fabrica un monstruo. El doctor Frankenstein está a punto de poner en práctica un experimento tras largos años de estudio: pretende resucitar a un muerto.

"No ha sido nuestra intención hacer una historia de miedo, más bien al contrario. El texto de la obra está escrito en clave de comedia y la acción y el diálogo tienen una forma profundamente titiritesca. Se conserv a la estética romántica con el esperpento".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios