Actual

Los alumnos de Remiendo Teatro ofrecen sus trabajos de fin de curso

  • Los estudiantes abren al público sus 'work in progress' de doblaje y disciplinas teatrales

Una alumna realiza sus ejercicios de clase. Una alumna realiza sus ejercicios de clase.

Una alumna realiza sus ejercicios de clase. / Pablo Mae.

El final de curso se acerca en la Escuela Integral de Arte Dramático de Remiendo y los alumnos de tercero, que encaran su último año de interpretación para transformarse en actores de cine y teatro, exponen estas semanas algunos de sus trabajos (Work in progress) en sesiones gratuitas y abiertas al público (entre 40 y 50 espectadores) en las que exhiben lo que han aprendido en algunas de sus asignaturas trimestrales o cuatrimestrales, así como en los distintos módulos de especialización.

"Se trata de trabajos muy libres, rompedores e innovadores, que suelen sorprender mucho al público por su frescura", cuenta Carlos Gil Company, director de la Escuela de Teatro y Doblaje Remiendo.

Las sesiones arrancan con una pequeña introducción en la que el profesor implicado expone la técnica que se ha trabajado. Posteriormente los alumnos realizan el montaje de diferentes piezas en las que ponen en práctica disciplinas como cabaret, comedia del arte, máscara, clown, etc. "No son trabajos finalizados, aunque sí están muy madurados", explica el director de la escuela, para el que estas sesiones prácticas permiten a los alumnos "el necesario contacto con el público" del que además obtienen un feedback, ya que la finalizar las sesiones se realiza un debate abierto con los asistentes.

La Escuela de Teatro y Doblaje Remiendo, con 14 años de trayectoria, con un programa formativo de 64 horas lectivas al mes, que permiten manejar las disciplinas indispensables para la Interpretación, Dirección y Dramaturgia o Historia del arte escénico, entre otras materias.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios