"Me voy a dejar el alma, pero no tengo intención de que salgan fuegos artificiales"

  • La artista, que sabe que su presencia en el Carlos V es muy esperada, ofrecerá un recital donde homenajeará a Granada y recordará a su padre con el 'Réquiem' orquestado por Michael Nyman

Comentarios 1

Deja los aires de diva a quien los quiera porque ella sólo pretende ser "natural". Estrella Morente ofrecerá esta noche en el Palacio de Carlos V un íntimo -y esperadísimo- recital donde recorrerá los distintos palos del cante flamenco como homenaje a su tierra y recordará a su padre con fragmentos del Réquiem orquestado por Michael Nyman y algunos otros momentos que le "saldrán solos". Sabe que este concierto es especial: "Me voy a dejar el alma pero no tengo intención de que salgan fuegos artificiales, sólo emociones".

Quizás porque sea de "Graná" es inevitable que Estrella quiera dejar claro eso de la naturalidad. Ella es ella. No persigue "descubrir la pólvora ni ser la más inteligente. Sólo quiero ser pura". Pura en el cante, con la mirada siempre puesta en las raíces a través de canciones que sonarán hoy entre las históricas columnas del Carlos V. Y pura en el pensamiento, sin dejar de repetir que cantar en la Alhambra es para cualquier artista "una barbaridad", aunque la haya soñado sin cesar con su padre de la mano.

Precisamente por la solemnidad del Carlos V, la artista ha intentado "hacer un repertorio adaptado al lugar, con cantes antiguos, pero donde también surgirá el Réquiem", de Nyman, obra donde la artista tendrá el alma puesta en el recuerdo de su padre.

El creador de la excepcional banda sonora de El piano la descubrió en Londres, cuando asistió como público a verla durante una interpretación de Pastora 1922, el espectáculo que Estrella Morente estrenó precisamente en el Festival de Música y Danza en 1994 y que era un homenaje a su admirada Niña de los Peines.Así surgió Réquiem, una pieza inspirada en un poema de San Juan de la Cruz, Tras de un amoroso lance, y que habla de un amor tan profundo que parece que escapa a la realidad. La artista explicaba durante la grabación de este tema con el compositor que el poema le llegaba "muy adentro desde hacía tiempo. Un día cogí la letra, la trasteé un poco, y con la música del genio (Nyman) el tema fluyó como un río".

Será uno de los momentos más emotivos, pero la artista hará también un repaso por los populares sones del flamenco donde se escucharán soleás, seguiriyas, tangos y algo del "sello inevitable" de su padre, con el pregón del Niño de las Moras, "que nace del martinete que hacía Morente con voces masculinas". Enrique Morente, dijo, "era la Alhambra y Granada".

Estrella aseguró ayer que pondrá los cinco sentidos esta noche en su actuación. "Una de las iniciativas de Enrique Gámez fue tener a la familia Morente en el Festival". La artista recordó ayer la "tremenda ilusión" con la que ella y su padre aceptaron la invitación después de varias conversaciones "con la Alhambra encima de la mesa".

Enrique Gámez, por su parte, agradeció que Estrella Morente "haya querido mantener su presencia en el festival a pesar de las circunstancias que han vivido y que están viviendo". El director del Festival de Música y Danza quiso subrayar la grandeza de un nombre propio como el de "Estrella Morente Carbonell, compuesto por dos generaciones que se cruzan y dos esencias del flamenco. Por Enrique, pero también por Aurora".

Esta noche, Estrella Morente no estará sola. En el espectáculo patrocinado por La Caixa La acompañarán José Carbonell Montoyita (primera guitarra), José Carbonell Serrano Monti (segunda guitarra), Pedro Gabarre Carbonell El Popo (percusión), José Enrique Morente (palmas y coros), Antonio Carbonell (palmas y coros) y Ángel Gabarre (palmas y coros).

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios