Todos los diarios y los otros yo de Andrés Trapiello

  • El escritor ultima los detalles de 'Los confines', su nueva novela

"Mis personajes son los que necesitan más voz, más compasión, porque al tener una voz casi inaudible, a veces dicen más cosas". Andrés Trapiello reflexionó ayer en el Mapfre Hay Festival en torno a su propia obra, esencialmente los diarios que anualmente viene publicando desde mediados de los años noventa, de la mano del editor Malcolm Otero. "Mis personajes dan tanta lástima como yo",dijo el escritor.

Trapiello hizo un profundo análisis de su colección diarios Salón de pasos perdidos. "Mis diarios están escritos por una persona que se parece algo a mí, pero que no soy exactamente yo", señaló. Reconoció ante el público que, durante seis meses, escribe un diario de 800 páginas "tal cual". "Luego, a los cinco años, lo voy corrigiendo".

Confesó el autor que había adoptado esa técnica de Josep Pla, quien publicó un diario de cuando tenía 18 años del que luego se descubrió que había sido corregido tiempo después. "Tenía la fuerza de un diario de chico de ocho años y el estilo de Pla", dijo Trapiello.

El escritor, que avanzó que su próxima novela se llamará Los confines y que trata de historia de amor más allá de cualquier tipo de tabú, señaló que el diario es el instrumento que emplean los adolescentes para perder su personalidad de niños mientras van construyendo su personalidad de adultos. "Por eso necesitan tanta intimidad en sus diarios", dijo. "Un niño desconoce lo que es la intimidad". En esa transformación personal, los jóvenes necesitan un asidero al que aferrarse, y ése es el propio diario.

Andrés Trapiello también bromeó por el hecho de que todo el mundo que lee los diarios del escritor, en los que no nombra específicamente a nadie, se siente aludido cuando el autor define a alguien como "estúpido".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios