"Los familiares no están legitimados para desvincular a Saramago de Castril"

  • Miguel Pérez, alcalde de la localidad, insiste en que las deudas de la Fundación del Nobel solo se atribuyen a la "mala gestión" del anterior regidor y gerente actual de la institución cultural

Comentarios 2

"Mi postura está clara: total apoyo a Saramago, a su obra literaria y a su familia. Pido disculpas si en algo se han sentido molestos, aunque no creo que tengamos culpa ninguna; este gobierno solo pide al anterior explicaciones por la mala gestión de un dinero público", afirmó ayer de forma contundente a este diario el nuevo alcalde de Castril, Miguel Pérez Jiménez (PP), quien aún no entiende las razones que esgrime la viuda del escritor portugués, Pilar del Río, para abandonar el patronato de la Fundación José Saramago de Castril ni su petición para que ésta deje de llevar el nombre del premio Nobel.

En la carta que Jesús del Río, hermano de Pilar, envió el pasado mes de diciembre al Ayuntamiento de Castril se explicaba que la decisión de abandonar la Fundación se debía, entre otras cosas, al "malestar existente" ante las "noticias falsas difundidas por un alto responsable de la Diputación de Granada relativas a unas facturas pendientes en el seno de la Fundación por el valor de 9.000 euros sobre un presunto banquete de bodas". Pérez quiso insistir en que "en ningún momento" se ha acusado al escritor o a nadie de su familia de esa deuda, sino que todo se debe a una gestión "muy mal hecha" por parte del anterior gobierno de Castril y de su ex alcalde y todavía gerente de la Fundación Saramago, Juan José López Ródenas (PSOE).

"Se ha hecho una gestión malísima y cada día tenemos a varios proveedores vecinos del pueblo pidiendo en el Ayuntamiento el dinero que se les debe. Creo que, al saber de esa deuda, Pilar debería habernos llamado y preguntar por lo que había pasado y mostrar su disgusto en lugar de cortar las relaciones con el Ayuntamiento y con el pueblo, y tomarse este asunto casi como una traición", apuntó Pérez, quien considera que la familia "no está legitimada" para desvincular a Saramago de Castril".

En este sentido avanzó su firme creencia de que la voluntad del resto de patronos de la Fundación -integrada por la Diputación, Ayuntamiento de Castril, Universidad de Granada y, de momento, también Pilar del Río- querrán mantener la Fundación tal cual: "En ningún momento estamos en contra de la figura del Nobel ni de su familia. Es como si los familiares de Lorca ahora lo quisieran desvincular de Fuente Vaqueros. Estamos hablando de un premio Nobel y su figura trasciende ya lo familiar y lo personal. Quitar el nombre de Saramago es casi una forma de vengarse, para no salir más en los medios de comunicación, pero es la rabieta y la pataleta de hacerlo ".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios