El festival "del siglo" reúne a los Morente con Manolete y Tomatito

  • El Palacio de Congresos acoge el homenaje a Loles del Cerro con los grandes del flamenco granadino en el escenario

Un festival flamenco que es el mejor de los responsos para Loles del Cerro, la artista del Sacromonte recientemente fallecida. En su recuerdo se celebra esta noche en el Palacio de Congresos "el festival del siglo" con la participación, entre otros, de Enrique y Estrella Morente, Manolete, Tomatito, Marina Heredia, Pepe Habichuela, Manolete, Montse Cortés, Juan Andrés Maya, Miguel Ángel Cortés o Vero La India, nieta de la fallecida artista. Un all-star de los artistas flamencos de Granada.

"Era la última mohicana del Sacromonte", explica el hijo de Loles del Cerro, el también artista Juan Eduardo. "Están todos los grandes y reunir a todos estos personajes es todo un acontecimiento en la ciudad". Además, Juan Eduardo también destaca que "el panorama flamenco y las instituciones se han volcado en este acto que llevamos preparando desde abril pero que hemos, prácticamente cerrado en un mes". Con la desaparición de Loles del Cerro quedan ya pocos testigos de una época del Sacromonte donde el ingenio y las penurias discurrían a partes iguales. Incluso Lola La Faraona abandonó hace años el Camino por el confort de la Ribera del Genil. "Esta generación ha destacado por el genio, por ser gente luchadora, el mástil de la familia", destaca el hijo.

Loles del Cerro seguía actuando a diario en la cueva La Rocío del Sacromonte, tras una larga trayectoria artística que le llevó a participar en espectáculos de Juan Andrés Maya y a colaborar durante veinte años con Curro Albaycín, con quien recorrió medio mundo.

Considerada una de las figuras de la última etapa de esplendor del Sacromonte, la bailaora llegó a actuar ante los Reyes de España, el astronauta Pedro Duque, Bill Clinton y Carlos Saura, entre otros, y actuó en el espectáculo de Estrella Morente Pastora 1922, con la que participó en la última gira en Londres y diversas capitales de Estados Unidos.

Pero antes del glamour, Loles del Cerro vendió retales y cobre por las plazas de la ciudad, lo que combinaba con el trabajo en las zambras y con cuidar de los hijos. "Sus hijos fueron siempre lo primero para ella por encima del arte", resalta su hijo.

Y aunque muchos hablan de la desunión de los artistas, el homenaje a la bailaora del Sacromonte ha movilizado a los artistas de la ciudad comenzando por los Morente, que han tenido una estrecha amistad con Loles del Cerro a través de los años. Las entradas están a la venta a un precio de 15 y 20 euros en la taquilla del teatro Isabel La Católica y en la administración de lotería de Plaza Larga.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios