Una nueva ruta literaria descubre el "primer manicomio" de Europa

  • Las páginas de 'El perfume de Bergamota' protagonizan un recorrido por la ciudad

Las páginas del best-seller granadino El perfume de bergamota se convierten este sábado en brújula literaria para los participantes en la ruta que recorrerá las calles de la Granada andalusí y que tendrá como escenario final el Maristán de la calle San Juan de los Reyes, el "primer manicomio" de Europa. Tras seguir los pasos de Alonso de Lomellino en la ruta por los escenarios de El segundo hijo del mercader de sedas, ahora le toca el turno al médico Hamed, de la Granada de finales del siglo XIV, el personaje protagonista de la novela escrita por José Luis Gastón, 'colega' de profesión siete siglos después y que se ha convertido en el penúltimo 'bombazo' literario en Granada.

Y aunque el Maristán aparece ahora bajo una techumbre que lo asemeja más a una chabola, el edificio 'protagonista' de la novela fue fundado en 1367 para asistir a los enfermos mentales y tras la conquista de la ciudad por los Reyes Católicos pasó a Casa de la Moneda. También fue convento, casa de vinos y cárcel de la ciudad hasta acabar en las actuales ruinas.

La ruta está organizada por los componentes de la Tertulia Literaria de la Biblioteca de La Chana, quienes después de leer El perfume de Bergamota y tener un encuentro con su autor, decidieron poner en marcha un recorrido por los distintos escenarios en los que tiene lugar la novela que desentraña el misterio del envenenamiento en 1392 de Yusuf II. Así, el Puente del Cadí, la Alcaicería, el Bañuelo o el Paseo de los Tristes pasan del papel a la realidad con diversas paradas en las que los participantes recrearán la novela y la vida de la Granada del siglo XIV. "El protagonista de esta novela histórica no es el médico Hamed, sino la propia ciudad", explicó durante la presentación José Luis Gastón, quien anunció que la novela será publicada próximamente en Israel traducida al hebreo. Además, el autor de El perfume de Bergamota defendió que el Maristán fue el primer manicomio de Europa, anterior en cuarenta años al Bethlem Hospital de Londres y al del Padre Jofré de Valencia, considerados tradicionalmente como los primeros."Habría que rehabilitar de una vez la portada de este edificio porque es una vergüenza su actual abandono", concluyó el autor de un libro y de una nueva ruta por la ciudad. Un recorrido para 'cuerdos de atar'.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios