Los números del Circo del Sol

  • Los 55 artistas de 'Alegría' no estarán solos en su aventura. Las cifras de la compañía hacen posible su perfección.

Pertenecer al 'club' del Circo del Sol en su web es como abrir una caja de sorpresas. Es, al menos, el modo de descubrir que detrás de ese arraigo que tiene la compañía por las emociones hay cifras milimétricamente perfectas, datos que por excesivos resultan curiosísimos y una historia tan extensa que el lector comprende por qué eso del nombre elegido por sus fundadores. Hay una regla que el Circo suele cumplir: cada espectáculo que tiene en gira sigue la dirección del sol ya llueva o granice. A partir de hoy y hasta el domingo brillarán con luz propia en Granada.

Los números artísticos del Circo del Sol no serían posible sin los matemáticos. Aproximadamente, y según datos de la compañía, "un 60%" de sus 1.300 artistas "proceden del mundo de los deportes (gimansia, acrosport, saltos ornamentales, natación sincronizada...) y un 5% ha competido en los Juegos Olímpicos". Los 55 artistas que aparecen en Alegría no están solos, además de los 42 niños que viajan con ellos -entre los hijos de los artistas y los empleados- hay un esfuerzo técnico que difícilmente ningún otro evento pueda superar. Hay que tener en cuenta que cada uno de los espectáculos que los canadienses ponen a girar a lo largo y ancho del mundo es completamente autosuficiente: lo único que necesitan es una toma de agua y una conexión de telecomunicaciones.

El Circo del Sol le debe a las cifras ser hoy una compañía tan reconocida que no le han faltado parodias en South Park o en Los Simpsons. Por ejemplo, los nueve números que en total componen el montaje más alegre del Circo del Sol son posibles gracias a 60.000 kilos de estructura metálica y más de 400 atuendos, 300 pares de zapatos, 100 pelucas, 200 trajes de época y 22 máscaras. Uno de los datos más curiosos: el personaje más 'blanco' de todos cuanto aparecen en el espectáculo lleva incrustadas nada menos que 200 joyas cosidas a mano.

Un mérito que sólo llega a adivinarse es el del taller de vestuario. Cada año utilizan en él más de 20 kilómetros de tela procedentes de distinas partes del mundo. No es de extrañar: "la vida útil de un zapato de nuestro vestuario es de aproximadamente tres meses", dice la web del Circo del Sol. No hay que dejar de lado a los cocineros. Quizás por eso de que la clara represente la proteína en estado puro, preparan un total de 840 a la semana. Ocho músicos en directo interpretan la banda sonora más vendida de todas cuantas tienen en el mercado: jazz, pop y klezmer.

Alegría es una de las obras más clásicas de la compañía. Después de 15 años de representaciones bajo la carpa de la compañía en 2009, se embarcó en un viaje por Estados Unidos, Canadá y ahora España. Más de diez millones de personas ya han disfrutado del espectáculo que ahora aterriza en Granada. Seguro que repiten muchos de los que vieron Saltimbanco.

Más información en la web de la compañia.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios