De tercera a primera

Ya es la chica que el todo Nueva York quiere tener en sus fiestas. Tras formar parte del grupo de ska-punk Stiffed, Santi White junto al compañero John Hill se lanza a por el mercado como Santogold. La bomba de relojería contiene la rabia del punk y la pegada del grime, la aspereza del electro y el sabor del reggae, el poderío del rock y la crudeza del hip hop, sin acomodarse en ninguno y sin perder tampoco personalidad.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios