Una treintena de voces francesas en una antología de poesía actual

  • La revista granadina 'Ficciones' dedica su nuevo número a la poesía actual en Francia, una literatura poco conocida en nuestro país pero de gran trascendencia en el resto de Europa

Ya son trece años los que lleva publicándose la revista Ficciones en Granada. Desde su inicio lo que busca es "ser original, dar a conocer a escritores que comienzan y escritores consagrados que nos hablan con su palabra y su obra", señala Pedro Enríquez, poeta granadino y director de la revista. Este nuevo número se dedica a la poesía francesa contemporánea, con la voz de 36 poetas. Acompañan a la publicación, dos monográficos más: una dedicada al poeta bonaerense Alfredo Carlino y otra al irlandés Theo Dorgan. Las tres aparecen en un conjunto perfectamente editado, con el cuidado que pone el librero artesano ante su obra manual.

Una caja a modo de archivo, con la acuarela de portada de Nils Burwitz impresa, guarda como un regalo los tres tomos que conforman la revista. El primero, las 36 Voces Francesas para una antología poética contemporánea, se inicia con unas palabras del traductor y antólogo Matías Tugores explican su motivación en este número: "Existe una gran carencia de antologías de poesía francesa en lengua española y como poeta inquieto y conocedor de dicha cultura, tenía el deber de presentar al lector de lengua española, ávido siempre de estar al tanto de la actividad cultural y artística de otros países" . Enríquez también señala que "es un momento en Francia en que la poesía está manteniéndose a unos niveles muy altos y con nuevas voces que emergen con una calidad indiscutible."

Y cada una de esas 36 voces que aparecen se dan a conocer en su nombre, en su imagen -porque de cada uno hay una fotografía-, en su poesía y en su escritura, que es lo más personal y lo que más habla de una persona. De cada uno se muestra un poema manuscrito que deja ver al lector los trazos de la creación, que a veces hablan más que las palabras. Max Alhau, Béatrix Balteg, Raymond Beyeler o Fraçoise Hàn son algunos de los nombres que revela esta antología. "Es muy importante no sólo tener un poema y un nombre abajo, sino tener una fotografía, ver quien es, ver esa nota manuscrita".

El problema con que se encuentran todas las traducciones poéticas es el respetar el sentido original, su metro, su fuerza. "Siempre nos queda la duda si será la mejor traducción o no, pero para eso está la versión original en francés, para que pueda leerlo en su propia lengua", afirma Enríquez.

Alfredo Carlino se presenta al lector en una pieza aparte, monográfica, montada en dos partes -su vida y su obra- unidas por la portada de Rosa Fornals que desde dentro desvela el diploma por el que se le declara "ciudadano ilustre de la ciudad de Buenos Aires". Un comunicador por excelencia, que desde los 13 años ejerce tareas de periodista y es poeta desde que nace. En el 2004 visitó Granada y Ficciones recoge una entrevista que le hicieron en ese viaje, además de los recuerdos que tienen de él personajes como Tato Rébora, José Sacristán o Rafael Amor.

De Theo Dorgan recoge una entrevista que se le hizo en un viaje a Granada en 1998 en la que afirmaba que su poesía va dirigida a "quien el estar vivos realmente importa". Este poeta irlandés define la poesía como "el habla humana en su mayor grado de sofisticación y responsabilidad. Es el lenguaje consciente de sí mismo en el mundo". De este creador se recogen seis poemas, traducidos y en su versión original. Cierra este trabajo un poema manuscrito y firmado en la contraportada.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios