La verdad sigue estando ahí fuera

  • 'Expediente X' regresa a la gran pantalla con los agentes David Duchovny y Gillian Anderson

Los fans de los fenómenos paranormales y los adictos a los enigmas sin resolver están de enhorabuena: vuelve Expediente X. Diez años después de la primera película, David Duchovny y Gillian Anderson vuelven a dar vida a los agentes especiales del FBI Fox Mulder y Dana Scully en esta secuela cinematográfica que saca del cajón los expedientes policiales sin resolver más famosos de la historia televisión.

Seis años han pasado ya desde que la serie dejara de emitirse tras nueve temporadas que la convirtieron en un fenómeno de culto con miles de seguidores en todo el planeta. Ahora Mulder y Scully vuelven a la gran pantalla con sus inquietantes fenómenos paranormales dispuestos a hacernos creer. No en vano el título de esta secuela, Expediente X: Creer es la clave (X-File: I want to believe), evoca el "Quiero creer" que como recordarán los fans de la serie era el eslogan del póster que Mulder tenía colgado en su cubículo en los sótanos de la sede del FBI.

En su segunda incursión en el celuloide -la cinta ahora la dirige y escribe el creador de la serie, Chris Carter-, Mulder y Scully tendrán que investigar las miseriosas desapariciones de mujeres que desde hace unos meses se suceden en un pueblecito del Estado de Virginia. Las visiones de un sacerdote conducirán a los agentes hacia unas fosas donde encuentran varios cuerpos humanos congelados que parecen formar parte de un experimento.

Una inquietante historia con una trama independiente de la serie pero que, según asegura el propio director, "combina los elementos que más gustaban de la serie: asusta, inquieta y esconde un gran misterio". "Con Expediente X a menudo provocábamos el temor del público mediante lo que no podían ver, aquí usamos el mismo método. Queremos que todo el mundo que vea la película se asuste de verdad", apunta Carter, que también señala que la cinta se centra en la la conocida dicotomía entre los dos personajes centrales: la científica y escéptica visión de Scully por un lado, y "a la lucha que Mulder sostiene con sus creencias", por el otro.

En la película también estará presente ese otro elemento que hacía que la relación entre Mulder y Scully tenga lo que la propia actriz define como una "química especial", una chispa que desafía las reglas del romance cinematográfico: la tensión sentimental, y sexual, entre los dos personajes. "La química con David es muy fácil. Es algo que podríamos hacer con los ojos cerrados", afirma Anderson.

Pero que los fans no esperen que todo siga igual porque, como advierte Carter, Mulder y Scully "son seis años más viejos y más sabios, y la relación entre ellos ha evolucionado". "Mulder y Scully han vivido muchas cosas y la película refleja el estado actual y futuro de su relación", asegura el director. ¿Acabarán por fin juntos Mulder y Scully? ¿Conseguirán desvelar los enigmas sin resolver? La verdad está ahí fuera, concretamente en los cines de España.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios