alto y claro

Malos vuelos

EL "paulatino desmantelamiento" del aeropuerto de Granada denunciado por UGT acumula día a día visos de realidad. A la pérdida imparable de viajeros como consecuencia de la crisis se une la reducción de trayectos y el abandono de las compañías. Si el adiós de las aerolíneas de bajo coste estaba cantado tras la retirada de las subvenciones, ahora le toca a las mayores operadoras y, en concreto, a Iberia, que abandona Granada y será sustituida por Air Nóstrum. A todos estos inquietantes movimientos hay que añadir la pérdida, según los datos del sindicato, de 40 puestos de trabajo entre conductores, personal de información, jardineros y vigilantes. Es hora de que partidos y empresas reaccionen. Por Granada.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios