La esquina

Para correrlos a gorrazos

QUEDAN dos días de campaña (¡menos mal!), y estamos pasando aceleradamente de la fase del insulto graneado a la traca final: a ver quién la dice más gorda. No más gorda sólo en truculencia y ordinariez, sino también en irracionalidad, vacuidad y sinsentido.

No hay más remedio que concluir que nos toman por tontos, y quizás lo seamos, porque están haciendo una campaña para correrlos a gorrazos, o a cosquis, y sin embargo vamos a ir a votarles casi la mitad de los censados como electores. Lo suyo sería botarlos, no votarlos. Sus soflamas difícilmente alcanzan la categoría de pensamiento articulado y su falta de argumentos tratan de suplirla con berridos y denuestos.

Hace poco Griñán defendía a Manuel Chaves de las denuncias sobre su presunto trato de favor a la empresa en la que trabaja su hija con un razonamiento tan consistente como éste: ¡pero si Chaves es el hombre más honrado de Andalucía! Recuerda el discurso de Marco Antonio sobre el asesinato de Julio César en la inmortal obra de Shakespeare. Es del mismo tenor que el de Mayor Oreja en defensa del cuestionado, por sus trajes, presidente de la Comunidad Valenciana: "Camps es el más honorable de todos los españoles". Va subiendo el listón. Por ahora la consideración y estima de Mayor Oreja por Camps superan a las de Griñán por Chaves. Uno es lo mejor de lo mejor en España y el otro solamente en Andalucía.

No descarten, sin embargo, que la glorificación de lo propio -que lleva aparejado la denigración de lo ajeno- desborde los estrechos límites nacionales y conquiste una dimensión universal. Ya Leire Pajín nos alertaba ayer para que estuviéramos atentos a un acontecimiento de dimensión planetaria, a saber, la coincidencia en el tiempo (¡seis meses!) entre la presidencia de Obama en los EEUU y la de turno de Zapatero en la Unión Europea. No duermo ya imaginando qué torrente de bienes se derramará sobre la Humanidad cuando, a partir del 1 de enero, se produzca la anhelada alineación astral.

Ítem más. Para despreciar la bajada del paro registrada en mayo, que tanto coraje parece que le ha dado, un consejero del PP de Madrid asegura que los brotes verdes de los que hablan los socialistas "deben ser de marihuana y les han hecho efecto". Para desmontar la campaña del PP contra el uso por Zapatero de aviones oficiales para acudir a los mítines, el ministro Blanco desvela que el Estado mantiene a 51 personas para garantizar la seguridad de Aznar. ¿Hay quien dé más? Seguro que sí. Todavía faltan dos días para el cierre de la campaña. Tiempo suficiente para que culmine esta orgía de descalificaciones, injurias, agravios y ofensas. ¡Y luego dicen que la gente no vota!

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios