Terrorismo

El Ayuntamiento de Armilla homenajea al joven guardia civil asesinado por ETA en 1980

  • Un monolito recordará en la plaza de la localidad a José Torralba, donde se ha colocado una corona de flores por parte de su hermano.

El Ayuntamiento de Armilla ha homenajeado hoy a José Torralba López, un guardia civil natural de la localidad granadina y destinado a la comandancia de Guipúzcoa que en 1980 murió a los 23 años víctima de un atentado de ETA, y le ha dedicado una plaza con su nombre como símbolo de rechazo al terrorismo.

En la plaza se ha instalado un monolito en su honor sobre el que uno de sus hermanos, Juan Antonio Torralba, ha depositado una corona de laurel en el transcurso del acto.

José Torralba pertenecía al puesto de Especialistas Fiscales de Irún, en la comandancia de Guipúzcoa, cuando en 1980 fue asesinado por dos miembros de la banda terrorista ETA.

El Ayuntamiento supo hace poco que este joven era natural de la localidad granadina, por lo que el pasado noviembre aprobó en pleno por unanimidad una moción para rendirle un reconocimiento.

Durante el acto, al que han asistido representantes institucionales y de las fuerzas de seguridad de la provincia, el alcalde, Gerardo Sánchez (PSOE), ha abogado por mantener viva la memoria de "un armillero que dio su vida en acto de servicio cumpliendo con la labor de defender la seguridad de los españoles".

Sánchez ha dicho que con el reconocimiento a José Torralba, Armilla "salda la deuda que tenía con las víctimas del terrorismo".

Al acto también asistieron dos hermanos del fallecido, que agradecieron el reconocimiento brindado por el Ayuntamiento.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios