viernes santo

Viernes Santo de lluvia y frío

  • La ciudad cumplió con la tradición de orar ante el Cristo de los Favores a las tres de la tarde para poner en marcha una deslucida jornada.

Hermandad de los Ferroviarios en Granada. Hermandad de los Ferroviarios en Granada.

Hermandad de los Ferroviarios en Granada. / Álex Cámara

El frío y la lluvia no impidieron que Granada cumpliera con una de sus tradiciones más arraigadas: el rezo de las tres de la tarde ante el Cristo de los Favores en el Campo del Príncipe. Sin la afluencia de otros años, el acto contó con la emotividad y piedad de siempre; con el rezo del vía crucis, la meditación del arzobispo de Granada y el rezo de las cinco llagas. La inestabilidad meteorológica obligó a la hermandad de La Cañilla a suspender el traslado de la imagen de la Virgen de la Soledad hasta el monumento de piedra de Los Favores; aunque la junta de gobierno y un nutrido número de hermanos sí participaron, como cada año, postrándose de rodillas a las tres de la tarde.

Paraguas en el rezo al Cristo de los Favores. Paraguas en el rezo al Cristo de los Favores.

Paraguas en el rezo al Cristo de los Favores. / Carlos Gil

Un cornetín de la AM Dulce Nombre de Jesús anunció con su instrumento la muerte de Cristo. En ese momento, y ante un silencio atronador, los fieles congregados en el Campo del Príncipe dirigieron sus oraciones y peticiones al crucificado de piedra que preside esta plaza. Sentimiento e intimidad, se conjugaron en un momento único de nuestra Semana Santa; en el que participó también la Federación de Cofradías, la hermandad de Los Favores así como el alcalde y ediles de diferentes grupos municipales.

Una jornada truncada por la lluvia

El Viernes Santo quedó truncado por la tarde por la lluvia que arreció. La hermandad de Los Ferroviarios, una vez puesta en la calle, tuvo que retroceder hasta su templo. Suspendió también su estación de penitencia la hermandad del Santo Sepulcro que decidió no arriesgar su imponente patrimonio ante la amenaza de lluvia que sobrevoló la jornada.

Sí decidieron salir Los Favores, aunque retrasando su salida brevemente. Derroche de señorío y barrio en la última cofradía del Realejo en ponerse en la calle. Lo propio hizo también la hermandad escolapia del Cristo de la Expiración y la Virgen del Mayor Dolor. Retrasó su salida, a la espera de un mejor pronóstico hasta 20 minutos. A partir de aquí, todo fue un disfrute junto a los pasos de esta corporación quien, por previsión, modificó su itinerario de regreso

Por último la hermandad de La Soledad dio testimonio del trabajo interno que están realizando sus hermanos con el fin de renovar la imagen de la cofradía. Sugerente cortejo el que presentó la corporación nazarena de San Jerónimo, haciendo además el esfuerzo de ajustar sus horarios para pasar en el tramo horario del Santo Sepulcro por Carrera Oficial.

El frío y la humedad protagonizarán este Viernes Santo, con el que se perfilan los últimos días de una Semana Santa de esplendor.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios