Asunción de errores con regañina

  • Del Nido reconoce graves fallos, pero avisa del peligro de "crear un monstruo" por la exigencia excesiva. El presupuesto de 2011 se hizo incluyendo ingresos de Champions.

Comentarios 25

No le cabía otra a José María del Nido que reconocer públicamente los errores cometidos por su gestión en los últimos tiempos. La presión del entorno así lo exigía y el dirigente eligió la Junta General de Accionistas del Sevilla para hacerlo. Eso sí, después de recordar que la de 2009-10 fue "la tercera mejor temporada de nuestra historia". Se aprestó a analizar la situación actual, "sin dramatizar", y avisó del peligro de la exigencia continua: "El Sevilla no está obligado a ganar títulos, no tiene capacidad ni económica ni social, pero sí tendrá la incontenible ambición de pelear con los mejores. Esperamos no haber creado un monstruo que nos pueda pasar factura y que no podamos dominar". Este mea culpa con matices y los bailes de las cuentas centraron la asamblea.

El Sevilla presentó un presupuesto para la actual temporada de 107 millones de euros, aunque José María Cruz especificó que cuando fue realizado y presentado ante la LFP estaban incluidos los ingresos por la Champions League, estimados en unos 14 millones de euros hasta la fase de grupos y que se quedaron en 2 por jugar la previa. Los ingresos por Adriano (13,5 millones de euros) y por Squillaci (4,5 millones aproximadamente), entre otros, enjugan ese desfase para que finalmente se estime un superávit a junio de 2011 de 611.000 euros. Evidentemente, estos desajustes, así como los dos matices presentados por M.B. Consultores y Auditores S.L., que aprobaron las cuentas pese a no ver justificaciones contables en los 4,8 millones de euros apuntados como ingresos por derechos televisivos aún por cobrar, calentaron el debate, aunque Del Nido supo justificar todas las cuentas presentadas, tanto las del pasado ejercicio como las presupuestadas para el presente.

Fue llamativo en el informe presentado por el presidente la asunción de los yerros cometidos. Quizá fue la primera vez que, en público, los admitía tan taxativamente. "Yo no voy a ocultar, porque sería mentiros, que hemos cometido errores, quizás más de los debidos. Que se han producido incorporaciones que todavía no han rendido al nivel correspondiente a su costo ni a lo esperado. La eliminación en la previa de la Liga de Campeones ha sido un duro palo desde el punto de vista económico y también desde el punto de vista deportivo, muy difícil de superar. Y la imagen dada en Barcelona en la vuelta de la Supercopa de España es impropia de nuestra entidad", dijo rotundo Del Nido.

También reconoció el mal inicio de curso actual: "Nos lleva a afirmar con rotundidad y sin remilgos que nos hemos equivocado, y la prueba evidente de ello son las modificaciones que nos hemos visto obligados a realizar en el primer equipo. Pero también os afirmo que estamos en una situación muy parecida, que no igual, a la que vivimos en la pasada campaña con una presión sin igual sobre el cuadro técnico y el palco, que al final ha sido la tercera mejor temporada de nuestra historia. Los análisis hay que hacerlos a final de temporada", solicitó. Pero rechazó cualquier tipo de presión: "Que quede claro que no vamos a adoptar ni una sola decisión por la presión de la grada ni de los medios de comunicación. Históricamente, esta sociedad se ha movido a golpe de impulsos. Y ahí están los datos desde 1948 a 2000. Las decisiones se han de tomar desde la objetividad y desde el análisis interno de cuáles son los fallos cometidos".

También tuvo mucha miga el apunte en los ingresos de las cuentas anuales de 4.847.500 euros, por ingresos televisivos aún pendientes de negociación, y gracias a los cuales se presentó un superávit en 2010 de 239.180 euros. "El Sevilla tiene una oferta de renovación de su contrato televisivo, que culmina en 2011, que tiene una prima de incremento del valor de la pasada campaña de unos 3 millones de euros, y un premio de 2 millones por la Copa del Rey. ¿Por qué no se ha firmado aún? Porque entendemos que podemos mejorar esa oferta. Pero si el Sevilla suscribe ya esa oferta, el balance de gestión tendría los números presentados", explicó el dirigente, que acabó entre aplausos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios