"Sin estar bien ya tenemos 20 puntos"

  • Jiménez reconoce fases de mal juego, pero valora el triunfo

Comentarios 2

Después del sufrimiento, a Manolo Jiménez le tocó respirar y, ya en frío, analizó el partido que significó el fin de la mala racha -la peor desde que es entrenador del primer equipo- de resultados del Sevilla. El técnico de Arahal tenía las cosas muy claras sobre lo ocurrido sobre el césped del Ramón Sánchez-Pizjuán, aunque valoraba sobre todo dos cosas: el triunfo y la mejoría de juego experimentada en la segunda parte.

"En la primera mitad no hemos jugado bien, decir lo contrario sería ocultar la realidad, pero en la segunda hemos mejorado y hemos logrado la victoria. Si hubiéramos marcado el penalti, no hubiera habido tantos nervios, pero al final la victoria es lo que queda. Le va a dar confianza al equipo y vamos a empezar a ver las cosas de otra manera, aunque hay que refrendarlo el jueves", decía Jiménez refiriéndose a la Copa. Seguidamente, explicaba los motivos de la f alta de fluidez en el juego de su equipo. "El Recre ha venido a hacer su partido. Ha metido a los once futbolistas en su campo y nuestros centrales tenían que subir, pero no podíamos caer en errores porque era lo que ellos buscaban. En el segundo tiempo la movilidad de los hombres de banda ha cambiado la cosa. Muchas veces se habla de delanteros, pero los que abren los partidos son la gente que se mueve", añadía.

Jiménez era cuestionado por los pitos que sonaron durante el partido, aunque, como otras veces, no mostró crispación por ello. "Lo veo lógico. Lo asumimos, y yo más como máximo responsable. Pero el equipo trata de no perder comba. De hecho, no estamos bien, pero estamos con 20 puntos. La afición es exigente y nosotros también y queremos ganar jugando bien. Yo le aplaudo porque han sido más los gritos de ánimos que los pitos".

Hay muchas razones para explicar el bajón en el juego: el cansancio, las lesiones... "Los rivales también juegan y el Recre nos conoce, nos tiene superestudiado y lo que ha hecho es achicar espacios. Era un planteamiento acertado hasta que ha llegado el gol. La explicación es que los equipos vienen al Pizjuán igual que hacíamos nosotros hace una década cuando íbamos al Bernabéu o al Camp Nou: nos colgábamos del palo", recordaba el preparador, quien daba su explicación sobre la falta de ritmo de la pareja Romaric-Maresca: "Depende del partido. Contra el Real Madrid habría sido un partido más abierto y ahí todo cambia. Hoy, sin jugar bien, hemos tenido un 60% de posesión. La falta de espacios y el buen partido que ha hecho el Recreativo no nos ha dejado circular. Le ha servido ese planteamiento hasta que hemos visto puerta, aunque si hubiéramos metido el penalti...".

No quiso opinar Jiménez sobre la apreciación del entrenador del Recreativo sobre la jugada en la que Adrián caía dentro del área. Para Alcaraz, fue penalti. "Es la opinión de Lucas Alcaraz", dijo para después recordar que tras el partido ante el Valladolid no habló del arbitraje y que Pérez Lasa, por ejemplo, "no vio un penalti claro a Jesús Navas".

Por último, el entrenador sevillista celebró la vuelta de un futbolista clave en el equipo como Kanoute. La pregunta iba dirigida al jugador franco-malí, aunque Jiménez hizo extensiva la respuesta a otros dos que también reaparecían ayer. "Una plantilla se conforma de 25 futbolistas. Si no, jugarían siempre los mismos. A Fredy hay que felicitarlo al igual que a Mosquera y a Capel porque después de mucho tiempo lesionados y sin frescura le han aportado cosas al equipo. Me quedo con la actitud de los jugadores en todos los partidos. Han hecho un gran desgaste. Esta victoria tiene que valer para hacer otra buena racha. Nos hubiese gustado ganar por 3-0, pero hemos ganado", acabó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios