Sin contar los descartes, 26 jugadores todavía

  • Monchi tiene aún mucho que perfilar en una plantilla que supera con creces las 22 piezas

Perfilar la plantilla para dejarla en 22 futbolistas, tal y como han convenido los técnicos del Sevilla, será una ardua tarea para la dirección deportiva. Sin contar los descartes que Marcelino ha señalado más o menos en diversas comparecencias, el número de jugadores llega hasta 26, aunque en esta cifra están incluidos Armenteros y Acosta, a quienes el asturiano quiere ver durante la pretemporada antes de decidir sobre ellos, y Luis Alberto y Rodri, cuya presencia con ficha profesional dependerá del hueco que haya finalmente y de la opinión del técnico sevillista.

Con la continuidad de Kanoute se superan los 25 futbolistas que ya hay, por lo que Monchi tendrá que meter aún más la tijera después de una primera criba en la que les comunicó a jugadores como Alfaro, Romaric, Cala o José Carlos que no tienen sitio. Dabo es otro de los que ha sido señalado por Marcelino públicamente, cuando dijo que tanto él como Romaric "tienen mucha competencia en sus puestos". En ambos casos, Monchi confía poder colocarlos en algún destino antes de que el equipo viaje a Costa Rica, aunque las primeras tentativas de traspasos se frustraron al final.

Hay casos complicados, como los de De Mul y Kone, que prácticamente han tenido un año en blanco debido a sus problemas con distintas lesiones. Y Monchi espera no tener que tomar la traumática decisión de dejarlos sin ficha si ningún club se hace con sus servicios de un modo u otro. Ambos terminan contrato en 2012.

Pero, dejando a un lado a este grupo de jugadores que ya conocen su situación, hace falta más hueco, entre otras cosas porque hay previstos dos refuerzos, el del central y el del delantero. Puede haber alguna sorpresa grande en el capítulo de salidas, porque el excedente sigue siendo muy elevado, sobre todo en la defensa, la mediapunta y la banda izquierda.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios