La nacionalidad de Acosta como bisagra

  • El argentino podría ir al extranjero sin afectar al proceso al haber cumplido dos años de residencia en España · El club, pendiente tanto de su salida como de que libere su plaza extracomunitaria.

Comentarios 2

Como ocurre con Romaric, con Kone o con De Mul... el caso de Lautaro Acosta es, por cuantía de ficha y coste de la inversión, uno de los mayores problemas del Sevilla en su planificación. El futbolista, aunque se haya dicho que Marcelino quiere verlo, no cuenta para el proyecto, pero el problema es que su posición en el mercado, ya debilitada, bajaría muchos más enteros si fuera repudiado sin ni siquiera tener la oportunidad de hacer la pretemporada.

El Sevilla necesita que Acosta repunte algo en su cotización para poder encontrarle destino y una de las cuestiones importantes es su proceso de obtención de la nacionalidad española, que está en vías de culminar con la jura de la Constitución, que algunas fuentes fijan para los próximos meses de septiembre u octubre. En este sentido, ha creado confusión un supuesto que no afectaría a la obtención de este privilegio que el gobierno español brinda a los extranjeros que disfrutan de permiso de residencia y contrato de trabajo durante dos años sin interrupción en nuestro país. El proceso no se interrumpiría si Acosta saliera de España, ya fuera como cedido o como traspasado.

Max Adam, abogado experto en extranjería y nacionalidad que asesora asiduamente al Sevilla en estas materias, lo aclara. "Si el procedimiento está acabado, sólo a falta de la notificación, y en el caso de Acosta así es porque lleva más de dos años en España, no tendría ninguna incidencia que saliera al extranjero. Se entiende que ya ha cumplido el trámite entero cuando se inicia el proceso, dos años anteriores y continuados de trabajo y residencia y la posterior entrevista con la Policía para atestiguar que no tiene antecedentes penales. Estamos hablando de un retraso de la Administración. Si lo llevara al día, la notificación sería inmediata, pero en España se producen millones de peticiones a diario y por eso el trámite tarda, en un caso normal, otros dos años. En los futbolistas, por gestiones, se suele acortar".

Acosta llegó a Nervión junto a Mosquera en el verano de 2008 y nunca ha dejado de pertenecer a la plantilla sevillista en estos tres años. Ahora, el Sevilla y él mismo están pendientes de que este trámite se acelere por varias cuestiones. El jugador tendría más mercado al no ocupar plaza de extranjero y el Sevilla tendría más facilidades para buscarle sitio, aparte de que, en el caso de que no pudiera hacerlo, tener libre una plaza de extracomunitario, ya que algunas de las opciones que maneja el club tanto para la defensa como para la delantera precisarían ocupar la ficha de extranjero que ahora pertenece a Acosta. De ahí que no haya tanta prisa con los fichajes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios